miércoles, 04 agosto 2021

BBVA se lanza a la conquista de los 7 €

Una vez que ha cerrado la primera fase del ciclo diario en niveles de 5.40 €, la acción de BBVA deberá cerrar por encima de dicho valor en temporalidad mensual con el fin de buscar 6.5 euros a 7 euros y en adelante no abra quien lo pare hasta lograr las dos cifras.

Hemos visto que la acción de BBVA ha sido una de las que se ha motivado por la innovación y al mismo tiempo por la precaución en gasto e inversión lo cual se refleja en la venta de algunas de sus divisiones a nivel mundial y que al mismo tiempo le ha permitido recuperar las pérdidas generadas por la pandemia que la llevaron de estar en niveles de 5.3€ para visitar mínimos de los últimos 20 años por niveles de 2.16€ euros por acción en septiembre de 2020.

En ese orden de ideas, una vez recuperada dicha perdida y visitar los 5.40€, tenemos ese primer cierre de ciclo que tendría que cerrar con solidez para anticiparse a la ruptura de la tendencia bajista originada desde 2007 y su posterior resistencia en 6.3€ por acción lo que nos daría camino claro de impacto mensual a niveles de 7€ por acción y como ya lo mencionamos anteriormente, lograría asaltar incluso niveles de 2 cifras con facilidad.

No obstante, desde el punto de vista técnico tenemos varios puntos clave que comentar ya que el precio, a parte de las resistencias actuales donde la mas importante es en 6.3€, tendrá que enfrentarse a la tendencia macro bajista, pero, ante todo, mantenerse sobre los 4€ por acción que es el verdadero precio de rebote institucional en busca de reales subidas sostenidas en el mediano plazo, ese será el nivel de decisión crucial donde veremos la fuerza de la entidad bancaria.

La acción de BBVA podrá trabajar en el corto plazo entre los niveles de 4.0€ y 5.7€ a medida que se ejecuta el plan de ajuste que incluso involucra no solo despidos de personal sino de contratación de nuevos equipos de trabajo, nuevas herramientas y tecnología, a medida que vemos recuperación económica post pandemia en España y en el mundo en general al mismo tiempo que los recursos destinados por el fondo de recuperación europeo comienzan a verse reflejados en las economías internas, el crédito se expande y la actividad económica recupera su fuerza y confianza para finalmente dar el apoyo a las entidades financieras que suele darse en situaciones de crisis tal cual sucedió en 2009 y años posteriores en especial a la banca, así que dadas las experiencias pasadas podemos prever que las acciones de entidades financieras, bancos, fondos e incluso aseguradoras, pueden ser parte de nuestro portafolio de inversión pues suelen mostrar interesante recuperación y beneficio por lo tanto estaremos atentos a los resultados de BBVA a finales de Julio donde esperamos ver la fuerza que marcara para el resto del año.

Relacionados