sábado, 25 junio 2022

El mercado sigue frenando las buenas previsiones de Meliá para el verano

Meliá continúa perdiendo valor en bolsa, en una semana complicada para las empresas españolas cuya actividad depende en gran medida del turismo internacional. El mercado sigue frenando a la compañía mallorquina (una de las protagonistas en la caída del Ibex) y sus buenas previsiones puestas en la temporada de verano.

La incertidumbre por la temporada de verano en España se está traduciendo en las caídas en bolsa de las principales empresas turísticas. Las restricciones a viajeros británicos por parte del gobierno de Pedro Sánchez están suponiendo la pérdida de valor en bolsa de las aerolíneas y hoteleras cuya principal preocupación para 2021 es recuperarse del golpe pandémico.

Así lo demuestran las últimas sesiones de esta semana con la tendencia bajista que se mantiene en IBEX 35, donde este pasado miércoles ha sufrido fuertes pérdidas arrastrado de nuevo por los valores ligados al turismo. De esta manera, la hotelera Meliá sufría una caída del 1,34% al comienzo de la mañana del miércoles, así como la aerolínea angloespañola IAG con una bajada del 2,22%.

GRAN BENEFICIADA DEL TURISMO BRITÁNICO

Los datos confirman que Meliá continúa con el retroceso marcado desde el lunes tras el anuncio de las nuevas medidas de restricción a viajeros británicos por el miedo a la nueva variante Delta. Y es que la compañía liderada por Gabriel Escarrer es la gran beneficiaria de la actividad turística que exporta Reino Unido, al tener sus hoteles en territorios de las Islas Baleares tradicionalmente visitados por ciudadanos de este país.

Después de que desde el gobierno de Boris Johnson anunciaran la semana pasada que Baleares pasaba a estar en ‘la lista verde’ de destinos turísticos, las reservas en los hoteles de Meliá subieron como la espuma durante las siguientes 48 horas al anuncio. Tal fue el volumen de clientes que en tan solo un día se vendieron tantas plazas a través de su web como en  10 días del verano de 2019, según informó Cinco Días.

BUENAS PREVISIONES PESE A LAS PÉRDIDAS

La hotelera notificó el pasado mayo a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) pérdidas de 131 millones hasta marzo e ingresos por valor de 76,3 millones. Las cifras suponen una caída del 73% respecto al mismo periodo del año anterior.

Sin embargo, Escarrer, consejero delegado y vicepresidente de Meliá, aseguró en la posterior junta general de accionistas sus buenas previsiones para el inicio de la campaña estival, señalando que obtendrían un resultado de explotación (ebitda) positivo por primera vez en quince meses.

A pesar de ello, las nuevas restricciones impuestas a los turistas británicos están suponiendo un freno en la cotización de Meliá y pueden complicarle el verano y la recuperación a la hotelera mallorquina.

Relacionados