viernes, 02 diciembre 2022

El rebote de Caixabank podría llevar su acción hasta los 3,75 euros

CaixaBank asciende a los 4.181 millones de euros de beneficio en el primer semestre del 2021 gracias a la fusión con Bankia. Un beneficio contable que en la práctica, negocio recurrente, se reduce a los 1.278 millones. De ellos, el 50% serán destinados al pago de dividendo en efectivo para el año 2022 una vez que el Banco Central Europeo (BCE) ha retirado la prohibición de dividendos del sector bancario.

Sin embargo, es de valorar por parte de CaixaBank el gran esfuerzo que viene realizando ya que, sin incluir la fusión con Bankia, su beneficio después de ajustes es de 20 veces superior comparado a los resultados del mismo periodo del año pasado y su patrimonio neto se ha incrementado hasta en un 36,8%.

Bajo estas condiciones, Gonzalo Gortázar, consejero delegado, ha informado que los objetivos de ahorros de costes por la fusión con Bankia se incrementarán hasta 940 millones de euros anuales en comparación a los 770 millones de euros que se habían estimado inicialmente lo cual supone música para los oídos de los accionistas.

image 55 Inversion.es

Con todos estos buenos resultados, es de esperar que el comportamiento de la acción de CaixaBank responda fundamentalmente acorde a la directriz alcista en la que se encuentra desde octubre de 2020 cuando alcanzó niveles mínimos de 1,52 euros por acción. Lo que prevemos en esta ocasión es que, dado que el precio se encuentra trabajando entre dos zonas de resistencia y soporte, es menester esperar a que el precio de la acción confirme una ruptura clara de la media móvil exponencial de 50 periodos para gráfico de marco diario.

De esta forma, realice un retroceso a modo de pullback sobre el último soporte creado para apoyar su tendencia al alza con objetivo inicial a la siguiente resistencia que confluye con los niveles en los que se encontraba el precio de la acción previo a las caídas por culpa de la pandemia, hablamos de niveles cercanos a los 2,95 euros por acción. Esta operación supone un beneficio de más del 10%.

Sin embargo. Una vez el precio visite los niveles mencionados anteriormente, los quiebre con solidez y de igual manera se apoye en esa última resistencia que se convierte en soporte, iría con toda seguridad a buscar los segundos objetivos que confluyen con la línea de tendencia bajista macro mensual que sirve de imán para el precio hasta niveles de 3,75 euros por acción correspondientes a más del 40% de beneficio.

Relacionados