domingo, 26 septiembre 2021

BMW sale de la formación bajista, y apunta a recuperar los 80 euros

BMW, es un fabricante alemán de automóviles y motocicletas de alta gama y lujo, cuya sede se encuentra en Múnich. Al cierre del primer semestre de 2020, los ingresos han sido significativamente más altos año tras año, ambos en el primer semestre del año por 55.360 millones de euros, frente a 2020 con 43.225 millones de euros; +28,1%; ajustada por moneda: + 31,1% y en el segundo trimestre de 2021 a 28.582 millones de euros (2020: 19.973 millones de euros; +43,1%; ajustada por moneda: +45,2%). Los principales factores que han impulsado el crecimiento de los ingresos fueron mejores precios de venta en los mercados y mayores volúmenes de venta, en ambos casos beneficiándose de la atractiva gama de productos del Grupo y de la mayor demanda de movilidad individual en por un lado y menor disponibilidad de productos en todo el mundo, causado por cuellos de botella en el suministro de semiconductores en el otro. Los mercados de vehículos usados ​​se vieron influenciados por el mismo conjunto de factores, con mayores ventas y mejores precios de venta de vehículos arrendados previamente que contribuyen al crecimiento de los ingresos.

El coste de ventas del grupo asciende a 44.109 millones de euros,(2020: 38.400 millones de euros; +14,9%) en el primer semestre de 2021 y hasta 22.521 millones de euros (2020: 18.682 millones de euros; +20,5%) para el segundo trimestre de 2021, reflejando el mayor volumen de vehículos nuevos y devoluciones de arrendamientos vendidos, en línea con el aumento de los ingresos. Precios al alza de las materias primas y la mayor proporción de vehículos electrificados también aumento del costo de ventas. Menores asignaciones por riesgo crediticio provisiones y reversiones de provisiones por deterioro habían un efecto positivo en comparación con un año antes. Además, el costo de ventas se benefició de un remarketing mejorado resultados sobre devoluciones de arrendamientos.

GRAFICO DIARIO PERSPECTIVA 18 MESES

A nivel técnico, desde el mínimo marcado por la pandemia en los 36 euros por acción, BMW inició una tendencia alcista, y que a partir de noviembre el precio subió más fuerte, alcanzado los 96 euros por acción, un crecimiento total del 165%. Tras dicho máximo, alcanzado en el mes de junio de este año, su precio paso a una tendencia bajista. Actualmente el precio se ha soportado en el nivel fuerte de los 76 euros por acción, llevando al precio a salir de la formación bajitas. Para el corto plazo, BMW apunta a volver a alcista, eso lo llevaría a superar su siguiente resistencia, colocando el precio por encima de los 80 euros por acción.

Relacionados