domingo, 26 septiembre 2021

Las claves de Morgan Stanley para 2022

El riesgo aún se palpa en las bolsas de Estados Unidos. Y así será hasta final de año. Si bien es verdad que el sexto mes de 2021 ha cumplido a pesar de las históricas desviaciones de muchos activos, los analistas de Morgan Stanley continúan con la guardia alta. Calculan una posible caída del mercado de hasta el 15% antes de 2022. Los factores son claros: covid-19, inflación y la confianza del consumidor. La actitud optimista de que la economía mejorará una vez pasada la pandemia no será suficiente. Y en Morgan Stanley lo saben. Por ello, han trazado una estrategia para permanecer a salvo.

LA MAYOR CORRECCIÓN DESDE MARZO

Las correcciones de mercado son un fenómeno muy frecuente en la bolsa. Consisten en un movimiento correctivo observado en una tendencia. Es decir, un alza tras una tendencia bajista o viceversa. Como ha explicado Lisa Shanet, directora de inversiones de Morgan Stanley en una nota enviada este martes, “los mercados tienen precio de estar situados en la perfección y son vulnerables”. Esto es porque no se ha dado una corrección mayor del 10% desde el mínimo de marzo de 2020. Su consejo para los inversores es que vuelvan a equilibrar sus carteras para así poder ayudar a las finanzas, productos básicos para el consumidor, los servicios al consumidor y la atención médica, y especialmente las compañías ya que pueden aportar un flujo más constante.

“La fortaleza de los principales índices bursátiles estadounidenses durante el mes de agosto y los primeros días de septiembre, empujando a nuevos y consecutivos máximos diarios frente a acontecimientos preocupantes ya no es constructiva en el espíritu de escalar un muro de preocupación”, añade Shalett. De esta manera, recomienda también contemplar la opción de obtener ingresos de los fondos indexados.

DÓNDE REEQUILIBRAR LAS CARTERAS

En materia de finanzas está Bank of America. En cuestión de diez años se ha posicionado como el segundo banco más grande por activos. Y podrá seguir cosechando éxito ya que subirán los tipos de interés conforme mejore la economía tras la pandemia. Actualmente, las acciones ofrecen una rentabilidad por dividendo del 1,8%.

«Volver a equilibrar las carteras para ayudar a las finanzas, productos básicos para el consumidor, los servicios al consumidor y la atención médica»

Lisa Shanet, directora de inversiones de Morgan Stanley.

En el sector de consumo básico está el gigante de alimentos y bebidas Pepsico. Propietario de SodaStream o Tropicana, incrementó más del 20% sus ventas gracias a la pandemia. La empresa está exportando esas ganancias a los accionistas a través de dividendos saludables, que han ido aumentando sin descanso durante una década. Las acciones de Pepsico ofrecen una rentabilidad por dividendo del 2,7%.

Target ha disparado sus ganancias desde hace un año y medio dentro del sector de los servicios. La cadena de almacenes, ha incluso superado las ventas de otros años, a pesar de que muchos minoristas conservadores experimentaron largos bloqueos. No sólo ha experimentado su mejor año con un crecimiento del 24,3% en ventas, sinoq ue además informó de un crecimiento del 8,9% en el segundo trimestre.

En salud Johnson & Johnson es el que destaca. Las numerosas participaciones en el ámbito de la atención médica le garantizan que sea capaz de sobrevivir a cualquier recesión económica. La acción tiene actualmente una rentabilidad por dividendo del 2,5%.

Relacionados