viernes, 02 diciembre 2022

Sabadell con potencial de un 30% gracias a sus resultados trimestrales

El pasado 27 de octubre Banco Sabadell presentó los resultados del tercer trimestre de 2021 en los que César González-Bueno, su consejero delegado se mostró complacido ya que ha cerrado con un beneficio neto de 370 millones de euros correspondiente a un incremento del 82,4% interanual. El margen recurrente que corresponde a la sumatoria entre el margen de intereses, comisiones y costes, creció un 12,56% interanual y 5,4% en el trimestre.

Su filial británica TSB sumó a los resultados del grupo con 82 millones de euros frente a 150 millones de euros en pérdidas registradas para el mismo periodo de 2020.

En total los ingresos de Banco Sabadell correspondientes a intereses más comisiones se incrementaron un 2,5% interanual alcanzando los 3.633 millones de euros, para el tercer trimestre, el incremento fue del 1,5%. Por otro lado, las comisiones crecieron 7% interanual apalancadas por el buen comportamiento de sus fondos de inversión analizado durante el año. Sin embargo, solamente en el trimestre disminuyó un -1,9% causado por menores ingresos en comisiones de servicios y por la venta del negocio de depositaria a BNP Paribas.

Uno de los indicadores que el mercado revisa en relación con los efectos causados por la pandemia de entidades del sector bancario es el ratio de morosidad el cual, para el caso del Banco Sabadell, se mantiene estable en el 3,59% lo que evita posibles provisiones futuras que disminuyen los beneficios netos.

Por otro lado, Leopoldo Alvear, quien es el director financiero de Banco Sabadell, confirmó el cierre de la venta de su participación del 51,60% en BancSabadell d’ Andorra por valor de 68 millones de euros a Mora Banc. Operación que repercutirá positivamente de manera significativa al cierre del cuarto trimestre.

Con la presentación de estos resultados, Banco Sabadell revalorizó su acción hasta un 10% en los siguientes 3 días. Movimiento que ha presentado retroceso nuevamente hasta la directriz alcista que el precio viene estructurando desde octubre de 2020 cuando alcanzó los mínimos presionados por la pandemia visitando niveles cercanos a los 0,26 euros por acción.

El pasado 22 de octubre compartimos un artículo el cual presentaba un movimiento de continuación al alza con 3 objetivos predefinidos los cuales ha cumplido el primero de ellos. En este momento el precio se encuentra realizando ese retroceso, con la característica de un trabajo por debajo del vértice de un cierre de ciclo macro de 2019 que se convierte en la resistencia más importante en 0,6848 euros.

Encontramos que el índice de fuerza relativa podría generar movimientos de retroceso debido a que se encuentra en niveles intermedios de sobrecompra los cuales podrían buscar regularidad del mercado en 0,6386 euros que confluyen con el 61,8 de retroceso de Fibonacci.

imagen 6 Inversion.es

Por lo tanto, si el precio trabaja entre el 0,637 y 0,619 y respeta esa zona, podríamos comprar con miras al segundo objetivo ubicado en inmediaciones de 0,8290. Si el precio quiebra la directriz alcista y quiebra la zona de soporte diaria y de regularidad del mercado, probablemente vaya a visitar mínimos de julio ubicados en cercanías de los 0,50 euros.

Si el precio realiza un movimiento alcista y se ubica por encima de los 0,69 euros que corresponden al vértice del cierre de ciclo y fuerte resistencia, podríamos comprar en busca del segundo objetivo, operación que otorga entre un 20 y 30% de rentabilidad al mediano plazo.

Relacionados