jueves, 09 diciembre 2021

Caixabank está en zona de decisión, el momento es ahora

Si hay un momento para apostar por Caixabank es ahora. El gráfico semanal de la acción de Caixabank se encuentra trabajando en el nivel máximo de enero el cual al mismo tiempo es el mínimo de julio 2021 en inmediaciones entre los 2,35 y 2,36 euros por acción. Nivel de soporte clave y al mismo tiempo de resistencia dependiendo del cierre de la vela actual de marco semanal.

Para el lado de la compra, tenemos el soporte que se apoya del índice de fuerza relativa que se encuentra en niveles extremos de sobreventa. Esto nos indicaría un probable impulso al alza que como primer objetivo buscaría la resistencia del precio previo a la pandemia en niveles arriba de los 2,9 euros por acción para posteriormente ubicar el segundo objetivo en la directriz bajista macro mensual en niveles de 3,6 euros por acción.

Las compras de la acción de Caixabank estarían apoyadas de los resultados financieros que presentó sobre los primeros 9 meses de 2021 los cuales alcanzaron un beneficio ajustado de 2.022 millones de euros sin incluir los beneficios provenientes por la fusión con Bankia lo que representa cerca de un 180% en incremento comparado a los 726 millones del mismo periodo de 2020. En términos generales, los resultados fundamentales de Caixabank fueron óptimos en parte gracias a su actividad comercial y al desarrollo de los procesos en banca digital entre otros.

De esta forma, la oportunidad de compras actuales en Caixabank otorga entre un 22% a un 50% de rentabilidad para el mediano y largo plazo.

Pero cuidado, si el precio de la acción de Caixabank realiza el quiebre del soporte clave de enero de 2021, es decir, realiza la ruptura a la baja de los 2,35 euros, tiene una alta probabilidad que ante un primer pullback bajo el mismo nivel que se coloca como resistencia del 19 de julio, lastre la acción de Caixabank a niveles críticos. Un primer objetivo se ubica en niveles de 1,93 euros correspondiente a los mínimos de enero de 2021 y muy seguramente buscaría como segundo objetivo los mínimos creados por la pandemia en niveles de 1,5 euros por acción.

Las ventas de la acción de Caixabank estarían soportadas tanto por la ruptura del soporte mensual como por la ruptura previa de la directriz alcista de marco semanal que se realiza la semana del 18 de octubre de 2021. Adicional a ello, el precio logra quebrar la media móvil exponencial de 50 periodos y se encuentra trabajando justo por debajo de la media móvil exponencial de 250 periodos de largo plazo. Operación de venta que otorgaría entre un 18% a 35% de desvalorización para quienes nos gustan los cortos.

Relacionados