jueves, 19 mayo 2022

Las extrañas narrativas que explotan los valores de las criptomonedas

Como ya somos conscientes, los precios de las acciones en Bolsa suben o bajan en función de una gran variedad de factores. Y al igual que Musk tiene el poder de hacer subir o bajar el precio de las acciones de Tesla a golpe de tuit, el valor de las criptomonedas se encuentra ligado a la narrativa del momento. Pero existen algunas narrativas que hacen subir ciertos valores que son realmente extrañas, sacando a la superficie lo poco racionales que podemos llegar a ser muchas veces los seres humanos.

Casualidad o no, existe una criptomoneda que responde al nombre de Omicron (OMIC), coincidiendo con el de la nueva variente Covid y que está ahora mismo despuntando en el sector de las criptomonedas. Antes de ayer subió casi un 25%, ayer se disparó un 27% y en la última semana ha despuntado un 900%.

Luis Gonzali, codirector de inversiones en Franklin Templeton Investments en México, consideró como poco racional el alza de OMIC por ser homónima de la variante, en una publicación en Twitter.

UNA NARRATIVA «BASTANTE TONTA»

La OMS ha bautizado a la nueva variante sudafricana del covid «Ómicron». Su aparición en escena ha hecho sonar todas las alarmas por parte de los gobiernos a nivel mundial. La Comisión Europea ha prohibido los vuelos procedentes del sur de África como mecanismo de defensa ante una nueva propagación.

La cripto Omicron ha pasado de un precio de en torno a los 65 dólares a estar sobre los 611 dólares

Este lunes, la propia OMS ha advertido que simboliza un riesgo “muy elevado” y ruega que estemos preparados ya que las mutaciones son más resistentes a la inmunización de las vacunas. Esta situación ha agitado el mapa financiero provocando grandes caídas en las principales bolsas. Sin embargo, la criptomoneda del mismo nombre ha experimentado una fuerte revalorización multiplicando su precio por casi diez veces.

Los inversores no han dudado en comprar este activo, que ha pasado de un precio de en torno a los 65 dólares a estar sobre los 611 dólares. Una narrativa que algunos entendidos de la materia califican de “tonta” y que se suma a una amplia cola de la que somos testigos a diario. Omicron se ha librado de las caídas que sí han sufrido el resto de criptomonedas en las últimas sesiones. Se convierte así en una de las protagonistas en un mercado en que los inversores no pestañean dos veces con activos de moda. Algunos de los ejemplos más recordados han sido el caso de «Space Vikings» tras un tuit de Elon Musk, o la inspirada en «El Juego del Calamar».

Relacionados