lunes, 16 mayo 2022

Cellnex rompe su mayor resistencia y va por máximos históricos

El lunes 13 de diciembre Cellnex logró realizar la ruptura de la resistencia más fuerte que tenia de mediados de julio de 2021 en 52,9 euros. Esta resistencia confluía con un área de ventas macro institucionales que al mismo tiempo confluía con la última directriz bajista creada desde el pasado 24 de agosto hasta la fecha.

De esta forma, la acción de Cellnex se perfila alcista siempre y cuando se mantenga por encima del soporte del precio máximo realizado en 2020 arriba de los 53,6 euros por acción.

El plan estratégico de Cellnex para 2025 que incluye entre los 4.100 y 4.300 millones de ingresos con beneficio bruto (ebitda) entre 3.300 y 3.500 millones de euros, está completamente respaldado por el mercado francés el cual se consolida como su mayor mercado, Reino Unido en segunda posición y, en tercer lugar, España. Sin olvidar que la empresa de servicios de telecomunicaciones atiende a más de 200 millones de clientes divididos en más de 12 países de Europa.  

Si bien es cierto que desde los máximos históricos del 24 de agosto que lograron 61,9 euros por acción el precio alcanzó a desvalorizarse cerca del -18,65%, también es cierto que, desde su debut en esa bolsa del 5 de mayo de 2015, el precio se ha valorizado más de un 500% históricamente pasando desde niveles cercanos a los 9,5 euros hasta alcanzar los 61,9 euros como máximo histórico, con lo cual presentar un retroceso que equivale al -18,6% en desvalorización es normal. Incluso, si detallamos el porcentaje desvalorización de las dos últimas ocasiones, la primera de ellas en febrero y marzo de 2020 por causa de la pandemia, alcanza a perder cerca del -31,5% del valor. Posteriormente, desde noviembre de 2020 hasta los mínimos registrados en abril de 2021 el precio perdió cerca del -32%. Así que es probable que siga su patrón en porcentaje de desvalorización y se deje otro -12% adicional.

En relación con la estructura actual, evidentemente es supremamente importante que el precio se mantenga por encima del soporte mencionado arriba de los 53,6 euros con lo cual buscaríamos continuación alcista con objetivo al máximo anterior en 61,9 euros. Sin embargo, a su paso deberá realizar la ruptura de la siguiente resistencia del 15 de septiembre que se ubica en 56,4 euros de la cual podrá tomar impulso para buscar sus objetivos totales e incluso registrar nuevos máximos históricos.

De otra forma, si el precio, por alguna situación extraordinaria, realiza un movimiento bajista que trascienda la resistencia en los 41,30 euros y quiebre la media móvil exponencial de 250 periodos, así como la directriz alcista macro, entraríamos posiblemente en una zona de peligro que podría llevar el precio de la acción a niveles mínimos de la pandemia rondando los 30 euros por acción. Situación que fundamental y técnicamente en el corto o mediano plazo no se soporta.

Relacionados