miércoles, 17 agosto 2022

Cinco criptomonedas con potencial para 2022 más allá de bitcoin y ethereum

El 2021 ha supuesto un antes y un después para la inversión en criptomonedas a nivel global. Tanto es así, que la cifra de este año supera a la de todos los años anteriores juntos, habiendo alcanzado una capitalización de 3 billones de dólares según un informe de PitchBook Data, aunque ha disminuido de forma considerable en las últimas semanas coincidiendo con las caídas del Bitcoin. Esta capitalización se ha producido en gran parte por la entrada de los fondos de capital riesgo en el mercado, que han invertido 30.000 millones de dólares en criptomonedas en 2021.

Si hay que hablar de criptomonedas, las primeras en aparecer en las apuestas para seguir invirtiendo son bitcoin y ethereum. La capitalización del Bitcoin sigue copando el 40% del mercado de criptodivisas y, aunque no ha llegado a los 100.000 dólares que auguraban algunos analistas para terminar el año y se encuentra en una racha bajista situándose entorno a los 50.000 dólares, sigue siendo la principal apuesta en inversión dentro del mercado criptográfico. En cuanto a ethereum, lastrado en las últimas semanas por la cotización del bitcoin, mira al 2022 con esperanza por su versión 2.0 con la que espera agilizar la velocidad de las transacciones, uno de sus puntos flacos.

Cabe destacar las ‘meme coin’ como Dogecoin o Shiba Inu, cuyo impulso en el mercado tiene más que ver con los comentarios del empresario Elon Musk en redes sociales y los cambios de opinión del CEO de Tesla respecto a su validez que con sus propios proyectos. Pero más allá de las grandes protagonistas del mercado, existen otras criptodivisas cuyo atractivo inversor apunta a un potencial de crecimiento para 2022 a tener en cuenta.

SOLANA, COMPETIDORA DE ETHEREUM

Una de ellas es Solana, que se ha convertido en la revelación del año al colarse entre las cinco mayores criptos por capitalización de mercado (cerca de 60.000 millones de dólares). Sus características que hacen de la velocidad en las transacciones un factor clave la han posicionado para muchos como la aspirante a desbancar a ethereum. La blockchain de Solana ha estado realizando hasta ahora 2.500 transacciones por segundo y aseguran ser capaces de llegar a las 50.000, frente a las 15 que realiza la de Ethereum por ahora.

Desde enero el token de Solana (SOL) se revaloriza más de un 12.000% y su precio de mercado se sitúa en los 190 dólares, algo alejado de los 260 dólares que alcanzó en noviembre, pero manteniéndose entre las principales criptos del mercado. Además, su incursión en el mundo de las NFT (Non Fungible Tokens) y los proyectos DeFi (finanzas descentralizadas) suman al atractivo inversor de la criptomoneda para el futuro.

DECENTRALAND Y EL METAVERSO

Decentraland es una de las plataformas con más proyección dentro del Metaverso de Meta Platforms, la ya antigua Facebook de Marck Zuckerberg. A través de este sistema de realidad virtual 3D descentralizada, los usuarios pueden comprar y vender NFTs de propiedades virtuales mediante la criptomoneda MANA, basada en la blockchain de Ethereum.

MANA disparó su precio cuando Facebook anunció sus ambiciosos planes para construir la nueva era digital y el denominado Metaverso, aunque a la euforia le siguió una corrección. Según los datos de CoinMarketCap, actualmente se encuentra en el puesto 28 de criptomonedas por capitalización de mercado, alcanzando los 6.700 millones de dólares, y su precio se sitúa en torno a los 3,7 dólares. Desde enero se ha revalorizado un 4.600% y se ha posicionado como una de las grandes apuestas de inversión cripto en el Metaverso.

TERRA: LA REVELACIÓN DE ÚLTIMA HORA

Pero si hay una cripto que ha revolucionado el mercado en la recta final del año esa ha sido la moneda digital del proyeto de Terra, LUNA. En apenas cuatro meses su valor ha alcanzado los 100 dólares, desde los 0,6 dólares con los que arrancó 2021, y ha conseguido colarse entre las diez mayores criptomonedas del mercado por capitalización, con un valor de 36.900 millones de dólares.

El espectacular rally alcista de los últimos meses ha hecho que el rendimiento de la criptomoneda supere el 14.000% en lo que va de año. Esta ‘altcoin’ (criptomoneda alternativa al Bitcoin) cuenta con unas características que también la hacen situarse como rival de Ethereum. El proyecto de blockchain, desarrollado por Terraform Labs, busca acceso fácil a la creación de criptomonedas estables, cuyo precio no varía y está sujeto al de divisas como el dólar.

AVALANCHE

Otra de las que se ha colado en el top 10 de las mayores criptomonedas por capitalización de mercado es el proyecto de Avalanche (AVAX) con 27.600 millones de dólares. La velocidad en las transacciones es también uno de sus puntos fuertes a la hora de atraer inversión, pues es capaz de procesar más de 4.500 transacciones por segundo, en contraposición a las siete transacciones por segundo que realiza bitcoin.

Actualmente cotiza en los 114 dólares, desde los máximos anuales en 146 que alcanzó en noviembre, aunque desde principios de 2021 se ha revalorizado más de un 3.500%. Además, esta altcoin cuenta con un informe favorable de Bank of América, donde los analistas del banco estadounidense aseguran que es una buena alternativa a la plataforma de ethereum respecto al segmento de mercado de los contratos inteligentes.

CARDANO

Por último, cabe destacar a otro de los grandes nombres dentro del mundo criptográfico, Cardano (ADA). El rendimiento anual de este criptoactivo está cercano al 700%, desde que comenzara enero en los 0,18 euros hasta los actuales 1,4 euros. Aunque llegó a su máximo en los 3 dólares en septiembre, desde entonces no ha conseguido escapar del canal bajista en el que está atrapado. Su capitalización de mercado sigue situándose entre las seis primeras, con 48.200 millones de dólares.

A pesar de su racha bajista, la criptomoneda creada por el fundador de ethereum Charles Hoskinson es uno de los activos a vigilar el año que viene para los expertos. Su crecimiento está dividido en cinco etapas, de las cuales ya ha cumplido tres, y su objetivo de convertirse en un sistema descentralizado y auto sostenible a largo plazo hace de Cardano una de las criptomonedas que dará que hablar el próximo año.

Relacionados