jueves, 30 junio 2022

Cardano: ¿será 2022 su mejor momento o perderá liderazgo?

El 2021 ha supuesto un antes y un después para la inversión en criptomonedas a nivel global. Tanto es así, que la cifra de este año supera a la de todos los años anteriores, habiendo alcanzado una capitalización de 3 billones de dólares según un informe de PitchBook Data, aunque ha disminuido de forma considerable en las últimas semanas coincidiendo con las caídas del Bitcoin. 

En su último informe Arcane Research destaca bitcoin, binance coin y ethereum como las criptos más grandes en valor de mercado en 2021. 

Sin embargo, hay otra criptomoneda que, en contraste, sigue siendo una de las más afectadas por las ventas en la última semana en el mercado. Se trata de Cardano. La salida de eToro en EEUU sigue pasando factura, además de la inflación, y el qué pasará con la regulación tras la comparecencia de los principales CEOs de las empresas del sector en el Congreso. Por todo ello, se aleja de las estimaciones de los analistas para su precio a cierre de año cifrado en 1,73 dólares.

UNA COLECCIÓN DE CAÍDAS

El rendimiento anual de cardano está cercano al 700%, desde que empezó el año en los 0,18 euros hasta los actuales 1,4 euros. Si bien es verdad que alcanzó su techo máximo en los 3 dólares en septiembre, desde entonces no ha conseguido salir del canal bajista en el que está atrapado. Su capitalización de mercado sigue situándose entre las seis primeras, con 48.200 millones de dólares.

Solo el 6,95% de los inversores de cardano son titulares a largo plazo, mientras que el 70% pertenece a la categoría de “cruceros” o aquellos que mantienen sus monedas por menos de un año

A pesar de que las oscilaciones, especialmente a la baja, han sido la tónica general en el mundo cripto en los últimos días, con una enorme volatilidad, cardano es de los activos que más descensos ha coleccionado. Los motivos son varios, algunos que afectan a todo y otros propios. Por un lado, la incertidumbre siempre impacta de más en el mundo blockchain cotizado. Esto es porque a pesar de que sus múltiples aplicaciones continúan en desarrollo y mejorando, el mercado solo lo percibe, al menos de momento como un activo de alto riesgo.

Lo hemos visto con bitcoin, el más importante y cotizado entre los grandes inversores, con caídas en estas sesiones a cuenta de la inflación que han arrastrado a los demás. 

UN ACTIVO A VIGILAR

La comparación de los holders a largo plazo y especuladores de cardano es una pista de alarma para los inversores, según InvestAnswers. Por ello recomienda a los inversores a tomar precaución.

En una entrevista reciente, InvestAnswers subrayó que el gráfico de cardano está emitiendo señales de alerta. Solo el 6,95% de los inversores de ADA son titulares a largo plazo, es decir se mantienen durante más de un año, y el 70% pertenece a la categoría de “cruceros” o aquellos que mantienen sus monedas por menos de un año. La parte restante son inversores diarios activos.

Además, si  se compara la débil retención a largo plazo de cardano con ethereum, vemos que esta última se jacta de que aproximadamente el 60% de sus inversores están a largo plazo.

Además, los analistas destacan la pequeña cantidad de direcciones activas como otra señal de alerta para el proyecto.

A pesar de su racha bajista, la criptomoneda creada por el fundador de ethereum Charles Hoskinson es uno de los activos a vigilar el año que viene para los expertos. Su crecimiento está dividido en cinco etapas, de las cuales ya ha cumplido tres, y su objetivo de convertirse en un sistema descentralizado y auto sostenible a largo plazo hace de cardano una de las criptomonedas que dará que hablar el próximo año.

Relacionados