lunes, 04 julio 2022

La caída de la página web llevará el precio de Naturgy a la zona de compra saludable

Desde noviembre del año pasado venimos comprando las acciones de Naturgy, las cuales alcanzaron un avance de más del 30% de revalorización hasta los máximos del 17 de enero los cuales rozaron los 30 euros por acción. En estos momentos el precio presenta una clara toma de utilidades que puede ubicar el precio de Naturgy en áreas propias de adhesión a las compras en busca de los máximos históricos. Recordemos que, y tal como lo presentamos en nuestro artículo de octubre de 2021, el gráfico de marco mensual presenta toda una estructura de patrón alcista la cual llevará el precio a los máximos históricos arriba de los 38,9 euros por acción.

Es interesante ver que tanto una toma de utilidades como las últimas noticias de tipo especulativo, interfieren directamente en el comportamiento de la acción a favor de los operadores experimentados quienes esperan con ansias la llegada a ese nivel que corresponde a la confluencia entre la regularidad del mercado en el 61,8 retroceso de Fibonacci, la media móvil exponencial de 50 periodos y lo más importante, el soporte macro de mayo de 2019 en inmediaciones de los 26,9 euros.

La acción de Naturgy se ha dejado cerca del -2,37% desde el pasado viernes debido a la mala publicidad que genera una caída de la página web en la que sus clientes no pueden acceder a su servicio, bien sea para consultar facturas, modificar tarifas o de golpe, para contratar nuevos productos. Este incidente informático ha afectado cerca de 7 millones de usuarios en España creando una masiva de quejas y bulos a través de las redes sociales. Sin embargo, desde Naturgy, aseguran que no se trata de un ciberataque y que prontamente darán solución.

Lo cierto es que este tipo de noticias presionan el movimiento de la acción el cual puede llevarlo a nuestras áreas de interés. Adicional a esto, y desde el punto de vista técnico, el precio presentó una divergencia para finales de diciembre de 2021 que identificamos en caídas abruptas del índice de fuerza relativa mientras el precio se mantuvo lateral alcista con lo cual y desde la teoría, el precio debería alcanzar el movimiento del índice lo cual indicaría el probable movimiento a la baja.

De esta forma, una vez el precio visite los 26,9 euros y respete dicha zona, será indicador de compra en busca de un primer objetivo en el máximo más cercano en inmediaciones de los 30 euros para posteriormente atacar los máximos históricos arriba de 39 euros por acción lo que significa una rentabilidad para el mediano plazo entre el 10 y el 45%.

Relacionados