jueves, 18 agosto 2022

CaixaBank y Bankinter: cara y cruz del descalabro bursátil de Putin

La guerra entre Ucrania y Rusia ha puesto en jaque la economía global. La trascendencia del conflicto armado es tal que se ha convertido en un quebradero de cabeza para los gobiernos de las naciones. Y no es para menos, ya que este año se antojaba crucial para la recuperación económica total. La mayoría de los sectores vislumbraban un panorama óptimo para obtener rentabilidad. El inicio de esta guerra, que se ha venido gestando desde hace tiempo, se ha convertido en la nueva piedra en el zapato del mercado. Las Bolsas globales se están viendo afectadas y, por ende, la mayoría de las empresas.

En esas, el sector bancario es uno de los que más está notando (negativamente) el efecto de la guerra. En el mercado de valores español, el bancario es el sector con más peso. Además, la mayoría de las firmas bancarias cotizadas venían de hacer un 2021 positivo, con perspectivas de crecimiento bursátil de cara a 2022. La guerra en el este de Europa ha dinamitado estas perspectivas. La invasión en Ucrania ordenada por Putin es el nuevo problema de la banca, que, por el momento, mantienen la cautela, aunque saben que es un riesgo para sus operaciones. 

UN DESCENSO GENERALIZADO

Ciñéndonos al Ibex 35, cinco son las entidades bancarias que figuran en el selectivo español. Tanto Banco Santander, como CaixaBank, BBVA, Bankinter y Banco Sabadell han visto como su cotización apuntaba hacia abajo. Una tendencia que de momento parece que se va a mantener. La banca española está pendiente de las directrices de los gobiernos nacionales. Las sanciones interpuestas por Estados Unidos a Rusia han sido el primer disparo a la cotización de las entidades bancaras. Darío García, analista de XTB, considera que “las preocupaciones mayores son para las entidades rusas. Pero la exclusión de la actividad financiera de estos bancos también repercute en los bancos de otros países”. “Se trata de una circunstancia en la que no hay ganadores, pero unos pierden más que otros”, añade el analista.

“el contexto de la guerra, por ahora, se estima que tenga un efecto limitado en el tiempo”

Darío García, analista de XTB

En esta línea, Darío García expresa que “el contexto de la guerra, por ahora, se estima que tenga un efecto limitado en el tiempo”. Aún ello, la situación bursátil actual de los bancos es compleja. 

BANCO SABADELL Y BANKINTER, LOS QUE MÁS PIERDEN 

La entidad catalana, que viene de ser la líder del Ibex 35 en 2021, se ha visto sacudida por el conflicto. En su caso, desde que comenzase la invasión rusa en tierras ucranianas, Sabadell pierde un 7,18%. El banco con sede en Alicante ha visto como sus valores se alejaban del euro. Por ahora, los títulos de Banco Sabadell valen 0,73 euros. Se trata del banco cotizado más barato, algo que le convierte en un valor más accesible, y, por tanto, más expuesta a subidas y bajadas en su cotización. A pesar de ello, Sabadell sigue siendo la entidad bancaria que más se revaloriza desde que comenzase el año. 

Por su parte, la entidad dirigida por Dolores Dancausa es la otra entidad más damnificada por la guerra. Bankinter se deja un 7,37% desde el pasado día 24 de febrero. La entidad con sede en Madrid estuvo cerca de superar la barrera de los 6 euros. Lejos de eso, el valor actual de sus títulos es de 4,80 euros. A pesar de los problemas generados por la invasión Rusia, Bankinter sigue siendo rentable desde principios de año con un ascenso de casi el 5%. 

Bankinter (CaixaBank)
Dolores Dancausa, consejera delegada de Bankinter

CAIXABANK, LA QUE MEJOR RESISTE 

CaixaBank es la entidad que mejor ha aguantado el impacto de la guerra. La entidad catalana marca un ligero descenso del 2,33% desde el pasado 24 de febrero. Por el momento, sus títulos valen 2,86 euros. A pesar de las ligeras caídas marcadas, CaixaBank marca un crecimiento anual superior al 18%. Darío García explica que “no hay ningún factor particular y público por el que la entidad esté resistiendo más”. De hecho, el banco es uno de los valores más sólidos de la Bolsa. CaixaBank sigue siendo una de las opciones para liderar el Ibex 35

BANCO SANTANDER Y BBVA, CON CAUTELA 

La entidad bancaria presidida por Ana Botín marca un descenso del 2,53% desde que estallase el conflicto armado en el este de Europa. Aún eso, la cotización de Banco Santander avanza lateralmente desde principios de año. 

LA CRECIENTE INFLACIÓN, UNIDO A LA SUBIDA DE TIPOS, SON DOS MOTIVOS QUE BENEFICIAN AL SECTOR BANCARIO

El banco con sede en Madrid no muestra fuerte altibajos desde comienzos de año. De hecho, Santander “ha marcado un soporte dentro de esa estructura y al menos, desde le punto de vista técnico, debería iniciar un proceso alcista en búsqueda de la resistencia en los 3,15 euros por acción”, señala Darío García. El valor actual de los títulos de la entidad de Ana Botín es de 2,88 euros. 

BBVA, por su lado, marca ligeros descensos superiores al 2% desde que Rusia iniciará la invasión en Ucrania. Del mismo modo, la entidad presidida por Carlos Torres mantiene la tendencia bajista desde que comenzase el presente año. 

La guerra en el este de Europa se ha convertido en el nuevo tormento del mercado de valores. La banca, aunque sí que está viéndose dañada, se perfila como uno de los sectores más potentes y sólidos. La creciente inflación, unido a la decisión del BCE de subir los tipos de interés, son algunos de los motivos que benefician a la banca. 

Relacionados