viernes, 01 julio 2022

Sngular, una joya escondida en el BME Growth

Sngular comenzó su debut en diciembre del año pasado en el BME Growth con precio de apertura de 3,6 euros los cuales, en tan solo dos meses, otorgaron una revalorización del 25,4% registrando máximos históricos el 3 de febrero en 4,5 euros por acción. Aunque la incursión bélica de Rusia sobre Ucrania presionó el precio de la acción hasta los mínimos registrados en 3,5 euros, representó al mismo tiempo un punto de partida de una nueva senda alcista desarrollando una ruptura sólida de la directriz bajista de gráfico diario ubicándose por encima de los niveles previos al ataque ruso.

En lo que refiere al primer trimestre de 2022, la acción de la empresa ha alcanzado una revalorización del 17,7% rozando los 216 millones de euros en capitalización bursátil, gracias a su sana estructura financiera y a las integraciones con Corunet y Acilia que ha venido realizando para potenciar su oferta. Adicional a esto, la firma mantiene una gran participación indirecta en manos de José Luis Vallejo, su consejero delegado, correspondiente al 56,89% y un 4,9% en manos de Parenclitic, S.L. quien a su vez este último mantiene una participación directa equivalente al 64,13% del capital social de Singular People S.A. al 15 de marzo de 2022.

SNGULAR, CON POTENCIAL ALCISTA

Técnicamente podemos ver en gráfico de marco diario que después de la ruptura de la tendencia bajista, el precio respetó el soporte en los 3,7 euros que registró justamente en su debut bursátil. Sin embargo, aunque vemos un potencial alcista de mediano plazo, es probable que en el corto plazo el precio de la acción de Singular People S.A, presente un retroceso al área de soporte en los 3,7 euros que confluyen con el área de regularidad del 61,8 de retroceso de Fibonacci de la última extensión trazada, movimiento que se vislumbra de acuerdo con la ubicación del índice de fuerza relativa en posición de punto de giro bajista.

Una posición de compra en las acciones de esta tecnológica tendrá como primer objetivo el máximo histórico arriba de 4,5 euros por acción con lo cual, desde el precio actual, representaría cerca de un 10% del beneficio o, desde el precio estipulado posterior al retroceso, generaría un beneficio superior al 20% en un mediano plazo.

Relacionados