sábado, 26 noviembre 2022

Los cinco tesoros del Ibex con un potencial superior al 40%

Desde que comenzó 2022 los mercados han estado marcados por una enorme volatilidad, fruto de causas macroeconómicas y geopolíticas especialmente agravadas por la guerra entre Rusia y Ucrania. Sectores como el textil o el turístico acusan los elevados precios de las materias primas y la consecuente inflación, mientras que otros menos expuestos como el bancario, el farmacéutico o las renovables aprovechan el momento para impulsar su cotización.

En este contexto, hay cinco valores en el Ibex 35 que están sufriendo las consecuencias bursátiles, pero que cuentan con potencial para protagonizar un rally alcista superior al 40% en los próximos meses apoyado en el optimismo de las firmas de análisis que siguen su evolución en el selectivo español.

ACERINOX

El ejemplo más claro es el de Acerinox, siendo una de las compañías de mayor capitalización del país a la que las entidades otorgan el mayor potencial de crecimiento. La acerera se deja en el acumulado desde enero más de un 12%, principalmente por los elevados costes de la luz. Sin embargo, los analistas ven en su actual precio una oportunidad de compra para sacar gran rentabilidad a los títulos de la cotizada.

El precio al alza del acero y el ERE pactado con los trabajadores a finales de marzo son algunos de los motivos de su atractivo para los analistas que cubren su evolución. Credit Suisse elevó el mes pasado su recomendación sobre la firma de ‘neutral’ a ‘sobreponderar’, fijando su precio objetivo en los 17 euros por título desde los 12,6 euros que aconsejaba anteriormente. Y no es la única entidad que tiene fe en la empresa española. Desde BNP Paribas establecen su precio objetivo en los 17,5 euros y los expertos de Bestinver Securities lo fijan en los 17,85 euros.

Más optimistas se muestran en Deutsche Bank, otorgando un potencial de crecimiento hasta los 18 euros y desde JP Morgan hasta los 20,25. En el caso del banco alemán, Acerinox es uno de sus valores favoritos en el sector acerero, concretamente en el del acero inoxidable que produce la cotizada. El consenso de mercado recogido por Bloomberg le da un potencial alcista del 65,4%, fijando su precio objetivo en los 16,5 euros por acción frente a los 9,97 actuales. En cuanto a las recomendaciones, las opiniones son unánimes: veinte de las firmas de análisis recomiendan comprar y una mantener el valor en cartera.

CIE AUTOMOTIVE

Cie Automotive es otra de las grandes compañías que más cae durante este 2022, dejándose desde enero más de un 27% de su valor. El fabricante de componentes y subconjuntos para coches está sufriendo debido a los problemas en la cadena de suministro y la paralización de la actividad de su fábrica de aluminio en Rusia entre otras cosas. Un contexto al que se suma también los elevados costes de las materias primas y las subidas de tipos de interés que se avecinan, riesgos para el sector automovilístico que pueden hacer que se reduzca la producción y se encarezca la financiación de vehículos.

Aún así, los expertos ven en la empresa española oportunidad de compra en las acciones de la compañía que dirige Jesús María Herrera Barandiaran, uno de los consejeros delegados con mejor sueldo del Ibex. Una de las entidades más optimistas es Renta 4, cuyos analistas otorgan un precio objetivo de 33,9 euros por acción y creen que tras los buenos resultados cosechados en 2021, la tendencia será la misma este año.

«Estimamos que los resultados de Cie Automotive continuarán ascendiendo en 2022, sobre todo en el caso de cumplirse las expectativas actuales de recuperación de los volúmenes de producción de automóviles, que se sustentan en: demanda embolsada, inventarios históricamente bajos, resolución en los problemas de escasez de chips y otros problemas en las cadenas de suministro», detallan los expertos.

Sin embargo, también entienden que los precios al alza derivados del entorno inflacionista, el coste de los combustibles, la regulación medioambiental o la incertidumbre económica son riesgos a los que se enfrenta la compañía. El consenso de mercado ve un potencial alcista en Cie Automotive del 48,4%, fijando su precio objetivo a doce meses en los 29,58 euros por acción frente a los 19,2 actuales. De las firmas de análisis que siguen a la compañía, diez recomiendan comprar, cuatro aconsejan mantener, mientras que no hay ninguna que opte por vender sus títulos.

FLUIDRA

Fluidra es otra de las empresas que más valor pierde en 2022, dejándose un 28% desde enero. Los resultados obtenidos en el año fiscal correspondiente al 2021 por el fabricante de piscinas fueron los mejores de su historia, empujados principalmente por el mercado norteamericano. Esta situación hace que la compañía vaya a incrementar el dividendo a sus accionistas en un 112%, hasta los 0,85 euros por título, que repartirá el próximo 5 de julio. Se trata de uno de los principales motivos que hacen atractiva para inversores a la compañía del Ibex 35.

Firmas como JP Morgan ven en Fluidra un valor con potencial al precio actual al que cotiza debido a su posición como «líder global emergente». De esta manera, los expertos del banco de inversión creen que la aceleración del crecimiento en Norteamérica a través de fusiones y adquisiciones (Zodiac, CMP, SRS) «proporciona a Fluidra una sólida plataforma para una posición de verdadero liderazgo mundial a través de crecimiento acelerado en el mercado de piscinas más grande del mundo y el que ofrece el mayor potencial de expansión».

Asimismo, los analistas opinan que los resultados de Fluidra son cada vez más resistentes y que «la proporción de los ingresos del grupo corresponde a las ventas de posventa y al ‘nivel base’ de la actividad de nueva construcción», que ha pasado del 71% en 2008 al 93% en 2019. Un crecimiento que sigue aumentando al 2% anualmente. Además, la mayor rentabilidad obtenida por la multinacional es otro de los factores que tienen en cuenta desde la entidad. Por todo ello, JP Morgan fija su precio objetivo en los 36 euros por acción.

Desde Renta 4 creen que en 2022 la empresa irá de menos a más, principalmente por la comparativa con el año anterior. «Fluidra se benefició durante el 1T21 por la situación climatológica en el estado de Texas que provoco un importante aumento en la reposición de equipos», señala. En cuanto al consenso de mercado recogido por Bloomberg, las entidades que siguen la evolución de la cotizada fija su precio objetivo en los 37,5 euros, estimando un potencial alcista del 48,3%. Trece de las firmas aconsejan comprar acciones de la compañía y dos recomiendan mantener el valor en cartera, mientras que son tres las que optan por el consejo de vender.

GRIFOLS

Grifols también pierde en los meses de 2022 en torno a un 7,7% de su valor, pero cuenta con el apoyo de los analistas. «Tras unos años 20 y 21 difíciles, vemos una mejora progresiva hasta 2022 de las colecciones de plasma a los niveles anteriores a Covid-19, con la correspondiente mejora de los resultados operativos de Grifols», señalaron los expertos de JP Morgan en un informe el pasado marzo. Sin embargo, la competencia del sector farmacéutico es uno de los principales escollos a los que se enfrenta la cotización de la compañía, así como la posición en corto que abrió AKO Capital el mes pasado.

Es por ello que el banco de inversión se mantiene neutral respecto a Grifols «viendo el atractivo de una historia de recuperación tardía de COVID-19», aunque recelando de las noticias sobre el desarrollo de los medicamentos de las empresas de la competencia «que podrían perjudicar las perspectivas de crecimiento a largo plazo de Grifols». Aún así, la entidad otorga un precio objetivo por acción de 17,5 euros, frente a los 15,5 en los que cotiza actualmente. Los hay más optimistas como Alphavalue que fija el potencial en los 25,7 euros o JB Capital Markets que lo hace en los 27 euros.

Tras el visto bueno a la OPA sobre Biotest hace a penas una semana, desde Renta 4 valoraron la operación de forma positiva. «La adquisición de Biotest es un movimiento de carácter estratégico que contribuirá en el reforzamiento de la estructura de Grifols en varios aspectos incluyendo: su capacidad de recuperación de plasma, de fraccionamiento y producción de productos hemoderivados, incrementando el portafolio de productos y ampliando su presencia internacional», destacaron los analistas del banco.

En este sentido, estiman que la nueva adquisición «contribuirá a impulsar el crecimiento de la compañía, así como a expandir los márgenes de beneficio». La entidad recomienda sobreponderar y fija el precio objetivo en los 26,5 euros, por encima del consenso de mercado que lo fija en los 22,55, otorgando un potencial del 44,7% para los títulos de la compañía. Trece firmas de análisis recomiendan comprar el valor, seis mantenerlo en cartera y dos vender.

CELLNEX

Cellnex se deja un 12% desde enero de este año. La compañía de infraestructuras para el sector de las telecomunicaciones tocó máximos históricos en agosto de 2021 llegando a alcanzar los 61 euros por acción, pero desde entonces su trayectoria ha ido en descenso hasta situarse en torno a los 45 euros actuales. Sin embargo, las opiniones sobre su potencial de crecimiento para los próximos meses son unánimes, siendo 29 las firmas de análisis que recomiendan comprar sus acciones y dos las que apuestan por mantener en cartera el valor.

“Continuamos viendo potencial alcista, pues creemos que el precio actual está descontando escenarios demasiado negativos. Nuestro análisis muestra que entre el 60 y el 80 por ciento de la capitalización de mercado puede justificarse basándose en el perímetro actual de la compañía, una estimación que consideramos demasiado conservadora. Estamos sobreponderados”, destacaron los analistas de Barclays en un informe hace unas semanas.

Las subidas de tipos es uno de los principales obstáculos a los que se enfrenta la compañía, así como sus elevados ratios de deuda provocados principalmente por su estrategia de expansión. Aún así, el consenso de mercado recogido por Bloomberg es optimista respecto al largo plazo de Cellnex y fija su precio objetivo en los 64,4 euros por acción, otorgando un potencial alcista del 43,3% a doce meses.

Relacionados