jueves, 30 junio 2022

Iberdrola sigue reinando el Ibex 35 pese a los vaivenes accionariales

Iberdrola sigue siendo la reina del Ibex 35. Desde que la empresa presidida por Ignacio Sánchez Galán diese el ‘sorpasso’ a Inditex, la energética continua sigue siendo la empresa más valiosa del mercado de valores español. Todo un hito, ya que parecía que nadie podría destronar a la empresa fundada por Amancio Ortega.  Hoy por hoy, Iberdrola cuenta con una capitalización bursátil superior a los 67.000 millones de euros. Por su lado, Inditex tiene una valoración bursátil superior a los 65.700 millones de euros. Pese a que la diferencia es relativamente “corta”, es Iberdrola quien comanda el selectivo español. 

En este punto, conviene echar un vistazo a los movimientos accionariales que se han dado desde que Iberdrola superase a Inditex el pasado 31 de marzo. Subidas de tal envergadura no se entienden sin el apoyo de los inversores. Iberdrola es una de las firmas históricas del país. Además, cuenta con una gran lista de grandes inversores como por ejemplo BlackRock, Qatar Invesment Authority o Norges Bank, entre otros. 

IBERDROLA GUSTA A LOS GRANDES INVERSORES

Pese a ello, no han sido estos inversores los que más se han movido en los últimos días. El accionariado de Iberdrola no ha parado de moverse, y las compras y ventas de acciones no han cesado. La buena dinámica bursátil que arrastra Iberdrola es un motivo sólido como para fijarse en la empresa. Además, las renovables son un sector en auge, sobre todo ahora que estamos en medio de una transición de los combustibles fósiles a las energías limpias. 

Es por ello por lo que inversores como Dimensional Fund Advisors ha adquirido un paquete de casi 1 millón y medio de acciones. En su caso, tiene una ligera participación de 0,29% en la empresa española. Por su parte, Deutsche Bank también ha decidido apostar por Iberdrola con la adquisición de casi medio millón de acciones. La entidad alemana cuenta con el 0,76% del accionariado de la energética. Otro movimiento importante lo ha llevado a acabo Goldman Sachs. La que es una de las entidades más importantes del panorama financiero mundial ha comprado más de un 1 millón de acciones. Pese a esta compra, la entidad cuenta con una participación de 0,15%. 

IBERDROLA SUBE UN 6% EN UN MES

Cabe destacar que estos movimientos accionariales se han producido en la última semana. Pese a que la acción de Iberdrola ha mostrado varios altibajos, la realidad es que mantiene el farolillo en verde encendido. De hecho, la empresa se mantiene ligeramente en positivo en lo que va de año con una subida cercana al 1%. Desde que Iberdrola supero a Inditex, la energética se mantiene por encima de los 10 euros. En la última sesión, la energética cerró con acciones por 10,54 euros. Desde que la compañía de Sánchez Galán superó a la presidida por Ortega, Iberdrola ha subido más de un 6%. 

Teniendo en cuenta el buen momento bursátil de la empresa con sede en Bilbao, unido al auge del sector de las renovables, la lógica indica que la acción debería seguir subiendo. Es por ello por lo que la empresa sigue despertando el apetito del inversor.

TAMBIÉN HAY VENTAS 

Pese a ello, también hay grandes inversores que han decidido reducir su apuesta por Iberdrola. Por ejemplo, UBS ha hecho una venta de casi 3 millones y medio de acciones. Resulta paradójico ya que fue la entidad suiza quien elevó el precio objetivo hasta los 12 euros hace dos semanas. Además, la entidad bancaria tiene una ligera participación del 0,28% en la energética española.

State Street Corporation es otro de los inversores que han decidido rebajar su posición en Iberdrola. En su caso, la compañía ha decidido vender más de 3 millones de acciones. Al igual que UBS, cuenta con una posición relativamente baja en el accionariado de la empresa española. Allianz es otra de las entidades que ha decidido vender títulos de Iberdrola en los últimos días. En su caso, la firma alemana se ha deshecho de 575.000 acciones.

LOS RESULTADOS DE IBEDROLA INTERFIEREN EN SU COTIZACIÓN 

Movimientos que pueden entenderse desde un punto de vista técnico. Y es que el próximo 27 de abril, Iberdrola presenta resultados, los cuales presumen ser positivos para la entidad. En línea con la dinámica bursátil se espera que la empresa suba. De esta forma se abre la disyuntiva de comprar acciones con a la expectativa de que suban, o, por otro lado, contagiar al mercado con las ventas, rebajar el precio de la acción para en los próximos días recomprarla más barata y después obtener rentabilidad. Diferentes movimientos que se enmarcan en un contexto en el que todos los inversores quieren ganar.

Iberdorla sigue reinando el Ibex 35 en lo que a capitalización bursátil se refiere. Todo apunta a que la empresa va a seguir siendo la más valiosa del mercado de valores en el próximo mes. Los resultados de la compañía pueden aupar aún más el valor de sus acciones. Pese a ello, el momento actual, marcado por la incertidumbre y la volatilidad, no asegura el futuro de ninguna empresa en Bolsa. Aún esto, los inversores ya están moviendo ficha en el accionariado de Iberdrola. 

Relacionados