sábado, 03 diciembre 2022

Protein Capital: una migración a Luxemburgo para alcanzar el éxito en España

spot_img

El crecimiento de las criptomonedas no cesa. El que es uno de los fenómenos financieros más importantes de la década sigue derribando puertas. Lejos de ser únicamente un vehículo de inversión, las monedas electrónicas ya se han adentrado en las vidas de las personas como un elemento cotidiano. El alcance y la importancia de las criptomonedas en la economía global los ha llevado a ser el eje de varios ‘hedge funds’. Protein Capital es el mayor exponente español en este ámbito. Alberto Gordo, CEO y cofundador, expresa que la idea de la compañía es «ser el puente entre un inversor acreditado y un activo que no está regulado». 

Las criptomonedas, lejos de que aglutinan a millones de adeptos, cuentan con un hándicap: no tienen regulación. Es por ello por lo que la tarea de Protein Capital se antoja compleja. Es decir, el ‘hedge fund’ deber dar la seguridad necesaria al inversor para apostar por un activo no regulado. «Damos la oportunidad al inversor acreditado de estar dentro del negocio de una forma sostenible y profesional», explica el cofundador. 

«LA REGULACIÓN ES CLAVE PARA QUE EL INVERSOR INSTITUCIONAL ENTRE DE FORMA MASIVA»

Protein Capital es referencia en el mundo de los ‘hedge fund’ de criptoactivos. Se trata de una compañía que no sólo garantiza la inversión a gran escala en monedas electrónicas, sino que lo hace de forma segura y con varios profesionales del sector financiero. El fondo únicamente invierte en las 20 monedas de mayor capitalización. El CEO explica que, al ser un mercado tan nuevo y cambiante, las monedas que hoy son referencia en 3 años pueden no serlo, pero Protein Capital siempre va a dar los activos más valiosos. Es decir, el fondo se adapta a las variaciones del mercado. 

EL INVERSOR INSTITUCIONAL SE ACERCA A LAS CRIPTOS

Pese a que las criptos se han convertido en un activo, generalmente cercano al público más joven, Alberto Gordo explica que «cada vez hay más inversor institucional, sobre todo el financiero». «Las grandes empresas invierten cada vez más en estos activos«, remarca el CEO. Las criptomoendas son una realidad asentada en la economía global y como tal, las grandes instituciones no pueden mirar para otro lado. A pesar de que cada vez son más los inversores institucionales que se lanzan a este mundo, Alberto Gordo señala que «la regulación es la clave para que entre el inversor institucional de manera masiva». 

LA ESTRUCTURA FINANCIERA ESPAÑOLA ES MENOS INDEPENDIENTE QUE LA DE OTROS PAÍSES AMERICANOS

Por otro lado, el cofundador de Protein Capital señala que entre el 60% y 70% de clientes son inversores acreditados que vienen de la industria financiera. «La apuesta por cada inversor está entre los 300.000 y los 400.000 euros», señala Alberto. 

PROTEIN CAPITAL ES GLOBAL

El CEO explica que Protein Capital «es un proyecto nacido en España, pero internacional». Nuestro futuro no es España, sino todo el mundo», remarca el directivo. Cabe destacar que parte de la sociedad española muestra escepticismo ante estos activos. Pese a que dichas dudas se han ido mitigando con el paso del tiempo, la realidad no todo el mundo termina de confiar en las criptomonedas. Además de ello «la estructura financiera que tiene España es menos independiente que la de otros países como Estados Unidos”, expresa Alberto. 

Este factor se antoja clave para entender el porqué de que gran parte de los inversores en criptoactivos provengan del continente americano. «Es mucho más sencillo entrar en la actualidad», explica el CEO. Pese a ello, Protein Capital cuenta con presencia en España, y señalan a la futura regulación como el elemento clave para seguir creciendo en el país. 

LA REGULACIÓN ES LA CLAVE DEL ÉXITO

Y es que la regulación, que apunta a que llegará más pronto que tarde, es el elemento diferenciador en el universo de las criptomonedas. La introducción de un marco regulatorio puede acercar a más inversores y, por supuesto a grandes entidades bancarias a las monedas electrónicas. Alberto Gordo considera que la entrada de la regulación puede hacer más exitosa a Protein Capital. 

«Si sabes gestionar la volatilidad, puedes encontrar rentabilidades muy buenas»

Además de la regulación, hoy por hoy hay países en los que las bases financieras están más sentadas en cuanto a gestión de criptomonedas. Protein Capital migró a Luxemburgo por que la «CSSF nos daba más facilidades que la CNMV«. El país europeo «es la plaza más cara, pero también la que más seguridad da a nuestros inversores, la que mejor reputación tiene», remarca el CEO. 

Por otro lado, otro factor de éxito que ya está dando sus frutos es la volatilidad. Y es que aun siendo una de las características que más dudas genera entre los inversores, un buen uso de esta puede dar rentabilidades altas. «Si sabes gestionar la volatilidad, puedes encontrar rentabilidades muy buenas. Ahí está la clave del éxito», explica el CEO.

Protein Capital promete ser una de las empresas más importantes en el universo de las criptomonedas. La compañía tiene previsto embarcarse en nuevos mercados. La regulación se antoja fundamental para las aspiraciones de la empresa, sobre todo en España. Por ahora, Protein Capital va a seguir expandiéndose y acrecentando su figura a nivel internacional. Y es que el objetivo que tienen es llegar a todo el mundo. 

Relacionados