miércoles, 29 junio 2022

Vidrala con patrón psicológico alcista en contra de resultados trimestrales

Vidrala es una de las empresas que deben estar odiando con todas sus fuerzas a Putin por su incursión balística en Ucrania. Los actos de Putin han llevado a la comunidad europea y a los países integrantes de la OTAN a tomar medidas de emergencia las cuales Putin ha respondido con doble agresividad hasta el punto de amenazar con recortes de suministro de gas y petróleo a toda Europa.

Vidrala es una compañía de producción de envases de vidrio para la industria alimentaria que trabaja los 365 días del año las 24 horas debido a que los hornos no se pueden apagar, y como dichos hornos están alimentados por gas natural, la empresa dirigida por Carlos Delclaux ha tenido que asumir a las malas el sobre costo del gas natural, llevándola a reducir sus beneficios un -97,7% en el primer trimestre.

Los beneficios del mismo periodo del año anterior alcanzaron 278,9 millones de euros y este trimestre apenas alcanzó a sumar 800,000 euros. Lo cierto es que esta compañía tiene que seguir produciendo así sea a pérdida, razón por la cual, varias firmas de analistas han anticipado la caída de sus beneficios por causa del incremento en los costes industriales.

NECESIDAD DE TRANSICIÓN ENERGÉTICA

Para superar en parte la difícil situación que experimentan, Vidrala decidió aplicar a partir del primero de abril un incremento del 20% en el precio, los productos a sus clientes con el compromiso de hacer revisiones de los precios con periodicidad quincenal, de acuerdo con la evolución del movimiento del precio del gas, el cual representa el 80% de los costes energéticos de Vidrala.

La compañía tiene clara la necesidad a una transición energética sobre plantas fotovoltaicas que reduzcan la independencia del gas; proyecto que está establecido dentro de su plan de inversiones de 1.000 millones de euros de aquí a 2027. Por lo tanto, una vez se sopese el problema del costo de la energía, la compañía puede volver a las importantes utilidades que suele presentar.

Por otro lado, vamos a fijarnos en el componente técnico y psicológico de la acción, el cual, desde sus máximos históricos, ha generado retrocesos dando como resultado una pérdida del valor cercano al -40%. Sin embargo, es necesario entender que la acción, desde su cotización en bolsa, alcanzó a subir más del +2.700%, lo cual es inclusive necesario un movimiento de retroceso para volver a coger impulso alcista.

PATRÓN PSICOLÓGICO ALCISTA

En gráfico semanal hemos identificado un patrón psicológico alcista que se crea desde la formación de un truco, posteriormente, el precio desarrolló un nuevo máximo, denominado alto del truco y luego, se contrae hasta visitar nuevamente la base del truco por el cual se crea el patrón.

La particularidad de esta formación es que la caída es más rápida que la subida que lo antecede, razón por la cual se estima que, una vez realiza los respectivos quiebres o fakes en áreas de regularidad del 61,8 de retroceso de Fibonacci y retoma el precio de la base del truco, se espera un retesteo de este, el cual ubicamos en inmediaciones arriba de 66,5 euros para ir en busca del objetivo del patrón en los máximos históricos que corresponden a más de 103 euros por acción. Lo que representa más de un 50% de beneficio estimado a largo plazo.

Si por alguna razón la formación no se desarrolla tal cual la hemos explicado, muy seguramente buscará los mínimos más cercanos, donde confluye con un soporte en inmediaciones de 39 euros por acción.

Relacionados