martes, 29 noviembre 2022

La escalada de Florentino Pérez en ACS fomenta la fuga de los inversores

Florentino Pérez es una de las personalidades más influyentes dentro del panorama empresarial español. Sus proyectos y operaciones no pasan desapercibidas. Pensar en Florentino Pérez es pensar en negocios y, por supuesto en dinero. Se trata de una de las figuras más ricas de España. ACS es la herramienta con la que el empresario español ha amasado gran parte de su fortuna. Recientemente, Florentino Pérez escaló aún más en el accionariado de su empresa. El también presidente del Real Madrid se hizo con un paquete de más de 706.000 acciones. Así, refuerza su posición como máximo accionista de ACS, de la cual posee el 13,61% del capital.

Movimientos de esta envergadura suelen tener un efecto dominó en Bolsa y, como no puede ser de otra forma, en el accionariado de la empresa. Florentino Pérez aumentó su posición en ACS el pasado 9 de mayo. Atendiendo a la cotización de la empresa ese día, el empresario compró las acciones por 23,60 euros. Hoy por hoy, esas más de 706.000 acciones ya se están revalorizando puesto que el valor actual de los títulos de ACS es de 24,19 euros.

FLORENTINO PÉREZ DESEMBOLSÓ MÁS DE 16 MILLONES DE EUROS CON LA ÚLTIMA COMPRA DE ACCIONES

Florentino Pérez desembolsó más de 16 millones y medio de euros por aumentar su posición en el capital de la empresa que preside. Ahora, esa reinversión tiene un valor superior a los 17 millones de euros. Es decir, si Florentino Pérez vendiese esas más de 706.000 acciones ahora mismo, obtendría una rentabilidad cercana a los 600.000 euros. Pese a ello, la realidad es que atendiendo a la trayectoria bursátil que está mostrando ACS, es probable que la compañía siga creciendo en el Ibex 35. 

MOVIMIENTOS EN EL ACCIONARIADO DE ACS

Lejos de las ganancias que podría obtener el máximo mandatario de ACS, la compra de acciones de Florentino Pérez ha traído consigo una espiral de movimientos accionariales a lo largo de la semana. Los grandes inversores no han dejado pasar la oportunidad de mover ficha en el accionariado de la constructora en busca de rentabilidad. Así, la tendencia general tras la compra de Florentino Pérez ha sido vender. Y es que la inversión del empresario madrileño aupó la cotización de ACS en el Ibex 35.

Es por ello por lo que los grandes fondos han vendido parte de sus acciones a sabiendas de que era un buen momento para obtener rentabilidad. El pasado 11 de mayo, ACS tocaba sus máximos semanales en 25,59 euros por acción. Tal día, firmas como JP Morgan o Allianz SE decidían vender parte de sus títulos. Así, por ejemplo, la firma estadounidense se hizo con más de 5 millones de euros. Por su parte, la compañía alemana se embolsó más de 2 millones de euros. Cabe destacar que ambas compañías tienen una posición relativamente baja en el accionariado de ACS. JP Morgan cuenta con el 0.10% del accionariado de la constructora. Allianz posee el 0,03% del capital de la empresa presidida por Florentino Pérez. 

STATE STREET SE EMBOLSÓ MÁS DE 4 MILLONES DE EUROS CON LA VENTA DE TÍTULOS DE ACS

Estas no fueron las únicas ventas que se registraron en el accionariado de ACS. EL 12 de mayo, otros inversores de renombre siguieron vendiendo títulos atendiendo a que su precio aún mostraba un buen comportamiento. Pese a que el precio medio de ese día fue de 24,39 euros, inversores como State Street o UBS decidieron desprenderse de parte de sus acciones. El banco estadounidense se embolsó más de 4 millones y medio de euros. Por su parte, la entidad bancaria suiza se hizo con más de 3.600.000 euros. En este caso, State Street figura en el top 15 de máximos accionistas de ACS. 

FLORENTINO PÉREZ FUE HÁBIL 

Pese a que son participaciones ínfimas si las comparamos con la posición de los máximos accionistas de ACS, son movimientos interesantes devenidos por la recompra de acciones de Florentino Pérez. Por su parte, el empresario madrileño fue hábil, a sabiendas de que a finales de la semana la constructora publicaría resultados, los cuales han sido positivos. Las buenas cifras comerciales son otro punto de relevancia en Bolsa. Mantener un buen rendimiento comercial siempre gusta a los inversores y, además, es un atractivo para los nuevos inversores. 

Es por ello por lo que ACS ha cerrado con la semana en positivo. Aunque no es una revalorización exponencial, la realidad es que la empresa española mantiene el farolillo en verde encendido con un ligero ascenso del 0,40%. 

ACS CUENTA CON BUENAS PERPECTIVAS 

Por otro lado, es normal que los inversores que se han desprendido de parte de sus acciones mantengan posiciones en ACS. Y es que la compañía cuenta con buenas perspectivas bursátiles. El consenso de mercado aprueba la compra de acciones de la constructora. Las últimas revisiones de los analistas son favorables. Alpha Value recomienda adquirir títulos de la firma española, y ubica el precio objetivo en 37,10 euros; Banco Sabadell se suma a la misma recomendación, y en su caso sella el valor objetivo en 31,30 euros; Alantra Equities, recomienda adquirir títulos de ACS, e instala el precio objetivo en 29,21 euros. 

ACS TIENE UNA CAPITALIZACIÓN BURSÁTIL SUPERIOR A LOS 7.100 MILLONES DE EUROS

Buenas estimaciones para una empresa que está muy asentada en el mercado. De hecho, ACS es una de las mayores constructoras del mundo. En la misma línea, la firma presidida por Florentino Pérez es uno de los valores más consolidados del Ibex 35. ACS tiene un valor en Bolsa superior a los 7.100 millones de euros. 

ACS sigue creciendo. Así lo reflejan sus resultados de la Q1. La buena dinámica comercial se ha extrapolado al mercado de valores. Esto, sumado a la compra de acciones del presidente se han convertido en los dos motivos que han llevado a los grandes inversores a vender acciones de ACS. La rentabilidad es una prioridad para estos accionistas, y así lo han demostrado.

Relacionados