lunes, 08 agosto 2022

Acerinox: top 5 del Ibex por potencial con unanimidad en la banca de inversión

Acerinox está reconduciendo la situación bursátil poco a poco, tras las pérdidas acumuladas durante el mes de marzo por culpa de la guerra en Ucrania. Los títulos de la acerera todavía se muestran en negativo, pero los beneficios récord obtenidos en el primer trimestre del ejercicio y las buenas previsiones a largo plazo la consolidan como la quinta compañía del Ibex 35 con más potencial alcista. Los buenos resultados de Acerinox han seducido a la banca de inversión hasta el punto de lograr prácticamente la unanimidad en las recomendaciones de compra.

Se trata de uno de los escasos valores del índice que no cuenta con consejos de venta por parte de las firmas de análisis que siguen su evolución. De esta manera, con 20 recomendaciones de compra y solo 1 de mantener el valor en cartera, Acerinox se ha ganado el respaldo de todas las entidades. De hecho, se ha colocado en el top 5 del Ibex por recorrido alcista según el precio objetivo fijado por el consenso de mercado que recoge Bloomberg. Así, la acerera cuenta con un potencial del 51,1%, solo superada por Cellnex, Fluidra, ArcelorMittal y el holding de aerolíneas IAG.

La compañía que todavía preside Rafael Miranda, hasta la próxima junta de accionistas el 16 de junio, registró un ebitda de 442 millones de euros y un beneficio de 266 millones de euros. Estas cifras suponen un récord histórico para las cuentas de la acerera, que casi triplicó las obtenidas en el mismo período del ejercicio anterior. Las previsiones del grupo para el 2022 sitúan en casi los 700 millones el beneficio neto y los 1.160 millones de euros el ebitda. Algo que ha superado las estimaciones que el consenso del mercado habían realizado para la firma.

PROBABLES DIVIDENDOS ADICIONALES

En este sentido, la compañía espera obtener el segundo mejor ebitda de su historia, a pesar de las numerosas incertidumbres en los mercados. Desde Bankinter han revisado al alza sus estimaciones para este año y para 2023 y mantienen su recomendación de compra en los títulos de Acerinox. “Los fundamentales de la compañía siguen siendo muy sólidos (posición financiera, mejora de la demanda de sectores para aleaciones especiales)”, destaca la entidad. Aunque también señalan factores de riesgo a tener en cuenta como los geopolíticos y macroeconómicos, “especialmente derivados de la inflación”.

Los analistas de Deutsche Bank también creen que hay potencial de mejora, ya que los resultados del primer trimestre estuvieron muy por encima de sus estimaciones. La entidad alemana ha elevado el precio objetivo desde los 18 hasta los 19 euros por acción, lo que supone un potencial del 77% al precio de cotización actual. Todo ello, a pesar del escenario conservador que desde la firma prevén para el segundo trimestre del año. Sin embargo, las inversiones estratégicas de la compañía durante los tres primeros meses de 2022 son uno de los factores clave que señalan como fortalezas financieras, concretamente para la generación del flujo de caja que “sigue siendo extremadamente fuerte”.

De esta manera, aseguran que esta circunstancia “debería posicionar a Acerinox con una generación de flujo de caja potencialmente récord en 2022 y 2023”. Gracias a esto y a que “Acerinox está cerca de quedar libre de deuda, vemos muy probable que continúen las recompras o los dividendos adicionales“, añaden los expertos del banco alemán. Además, la entidad destaca otros catalizadores estratégicos como una posible venta del negocio en Malasia que podría tener un impacto positivo en las métricas financieras.

LA LIMITACIÓN DE PRECIOS ENERGÉTICOS HA SIDO UN ALIVIO

Deutsche Bank sostiene que el factor clave de los resultados de récord registrados por la acerera y superiores a los de sus homólogos es que no utilizó ningún tipo de cobertura para compensar las pérdidas por las inversiones realizadas. “El ritmo de ejecución de VDM fue fuerte (24 millones de euros de ebitda) y los márgenes de la cartera de pedidos siguen mejorando, lo que sitúa a la empresa en el buen camino para volver a tener un ritmo de ejecución de más de 100 millones de euros”, asegura.

En cuanto a los elevados costes energéticos, claves para una industria electrointensiva en la que opera Acerinox, la entidad asegura que “la limitación de los precios en España ha sido un gran alivio”. Aunque los precios actuales de las transacciones se consideran insostenibles y la presión ha aumentado, la compañía cree que la caída de las aleaciones permite mantener unos márgenes sólidos, incluso en un entorno de precios más bajos.

Desde JP Morgan destacan que “Acerinox está gestionando bien los costes en Europa y, en su mercado clave de EE.UU., las perspectivas para el tercer trimestre siguen siendo sólidas”. En cuanto a los riesgos geopolíticos, los expertos explican que su exposición directa a la guerra no es excesivamente importante, pues se limita al 0,5% de las ventas del grupo, aunque sí destacan la elevada volatilidad en el precio de las materias primas.

Además, JP Moran cree que la adquisición de VDM Metals, compañía líder en aleaciones especiales, es positiva en cuanto a beneficios y flujo de caja libre. También señala la importancia en la diversificación de liquidez “en un nicho de mercado que tiene una dinámica atractiva (es decir, fuerte crecimiento, concentración del mercado, etc.)”. El banco mantiene su calificación de sobreponderar a un precio objetivo de 17 euros por acción.

Relacionados