martes, 05 julio 2022

Cliff Asness deja tocada a Dancausa, pero Ray Dalio no puede con Ana Botín

Cliff Asness ha sido el más listo de la clase a la hora de posicionarse contra la banca española. El fundador de AQR Capital afloró una posición bajista del 0,51% contra Bankinter, presidido por María Dolores Dancausa, el pasado 9 de junio que está dando sus frutos. En concreto, su posición se ha revalorizado con fuerza ante la torpeza del Banco Central Europeo (BCE) y el movimiento abrupto de distintos bancos centrales encabezados por la Reserva Federal de Estados Unidos.

Asness dirige uno de los fondos más agresivos contra las empresas del Ibex 35 y ha escogido el banco con mejor proyección de todo el Ibex 35 para iniciar un nuevo ataque. Bankinter cotizaba hace solo unos días en niveles de máximos históricos, en los 6,06 euros por acción. Este punto de entrada es el escogido por AQR para presionar al valor. En concreto, entró con más de 28 millones de euros y su posición vale en este momento poco más de 25 millones de euros. En este periodo, la acción de Bankinter se ha desplomado un 9,4%. Sin embargo, los analistas consultados por INVERSIÓN tienen opiniones distintas sobre el valor.

ASNESS ATACA A BANKINTER ANTE LA PASIVIDAD DEL BCE

La actuación del BCE, por un lado, sería a priori beneficiosa para la banca. Sin embargo, los problemas de desconfianza sobre la deuda periférica y la tardanza en incrementar los tipos de interés no aclaran ni despejan las dudas. Y es que, la intención en Estados Unidos es “secar la demanda”, un movimiento que supone retraer al 70% del PIB de la principal economía de Occidente. De esta forma, pese a que la debilidad del euro supone un espaldarazo a las exportaciones, sin consumo al otro lado del Atlántico no habrá compras o en un menor nivel del esperado.

Este escenario, además, se desenvuelve con una inflación galopante y que se prevé no ceda hasta 2024. Cabe recordar que para la institución presidida por Christine Lagarde la subida de precios era solo pasajera y que no incrementaría los tipos de interés hasta 2023. Un error de cálculo de la principal institución económica del Viejo Continente que podría derivar en una contracción, recesión o estanflación durante este mismo verano. Y es que, los tipos sólo van a moverse al alza en un 0,25% en julio.

LA FED DISPARA LOS TIPOS Y PONE EN JAQUE AL EURO Y BANCA ESPAÑOLA

La Reserva Federal de Estados Unidos, por su parte, se está mostrando agresiva con la mayor subida del precio del dólar en 30 años, para situarlos entre el 1,5% y el 1,75%. Tras el incremento, los bancos nacionales de Suiza, Inglaterra y Brasil se han apresurado a incrementar el precio del franco suizo y del real. La intervención ha disparado al franco suizo, convertido ahora en un activo refugio, como lo había sido anteriormente. Otros países han hecho lo propio con el fin de combatir la inflación. No haberse sumado a este movimiento, provoca una importante debilidad en el euro, que se acerca cada vez más a la parida frente al billete verde.

Es la primera inversión de AQR en Bankinter desde mayo de 2021. Hace justo un año y un mes, el fondo ostentaba el 0,47%, una posición que se ha diluido desde entonces. No obstante, llegó a tener el 0,62% del capital de Bankinter invertido a la baja a finales de abril del pasado ejercicio.

Otros reputados inversores, como Ray Dalio y su fondo Bridgewater, aún no pueden mostrar sus ganancias tras posicionarse bajista en Banco Santander y BBVA. El multimillonario gestor tardó en adoptar la decisión y escogió el pasado 13 de junio para hacerlo. A cierre de la jornada afloró un 0,52% del capital de la compañía, cuando la acción cerró a 2,60 euros. Lo mismo le ocurre con BBVA. La operación pierde por dos céntimos.

RAY DALIO NO DOBLEGA A ANA BOTÍN

Un día después, Lagarde dio su respaldo a los países del Sur de Europa, pero no ha sido suficiente para levantar con fuerza al primer banco de España. Si bien, cotiza por encima de los 2,64 euros. Si Dalio hubiera seguido los pasos de Asness en Bankinter y hubiera escogido el 9 de junio, hubiera obtenido un rendimiento similar, del 9,2% en apenas una semana.

La operativa de estos dos fondos es sencilla. El fondo toma prestadas un 0,51% del capital de Bankinter, lo vende en el mercado inmediatamente y espera que el precio caiga para después recomprar los títulos y devolvérselos a su dueño. El beneficio de la operativa es la diferencia entre el precio de compra y el de venta, menos la comisión del alquiler del papel.

Sin embargo, esta forma de invertir conlleva sus riesgos. ¿Y si se produce un rebote tras la cuádruple hora bruja de junio? Asness tendría que recomprar las acciones, incrementando así la demanda y por tanto el precio. A la hora de recomprar las acciones, tendría que abonar un mayor pago que cuando las vendió, perdiendo en la operación.

EL EURO, ¿HACÍA LA PARIDAD?

“El euro se mantiene sobre un soporte importante como son los 1,0350 euros, realizando, por ahora, un doble suelo interesante, pero si continúan las dudas de los inversores, no podemos descartar que se vaya a niveles de 1,02 dólares”, ha indicado Diego Morín, analista de IG Markets. En cuanto a la paridad, cree que “es pronto para anunciar la misma, puesto que el mercado nos tiene que ir dando ‘pistas’, aunque dada la situación del mercado, no podemos descartar ningún escenario”.

Gráfico semanal del euro-dólar. Fte: IG Markets

A preguntas de INVERSIÓN, ha indicado que “Europa ha dejado claro que tiene cierto miedo de que la situación colapso, especialmente con lo sucedido durante la presente semana con las primas de riesgos de Italia o España”. Las rentabilidades de los bonos a diez años se ha disparado a 10 años, situación que ponía en jaque al mercado de deuda. No obstante, bajo su punto de vista, “el BCE se encuentra de brazos cruzados y provocarán mayores alzas en los precios al no controlar un problema que podría agigantarse en los próximos meses”.

Relacionados