lunes, 04 julio 2022

Iberdrola llena los bolsillos del Fondo Soberano Qatarí

 Iberdrola se ha propuesto que la junta de accionistas de hoy sea histórica. Pese a que todas las empresas se reúnen con su accionariado, la empresa liderada por Ignacio Sánchez Galán se ha encargado de que la junta con sus inversores sea totalmente diferente. De inicio, la empresa con sede en Bilbao, además de celebrar la junta en dicha ciudad, será la primera que haga la reunión con el accionariado a través del metaverso. Iberdrola utilizará la que se ha convertido en una de las tendencias empresariales a lo largo de lo que llevamos de año.

Además de ello, durante toda la semana se ha hecho eco de que Iberdrola sería la primera empresa que ofrece un dividendo de involucración a sus accionistas. Es decir, la compañía energética propuso dar 1 euro bruto por cada 200 acciones a cada inversor que acudiese a la junta de accionistas. El único requisito es que se superase el 70% del quorum. Atendiendo a las dos medidas que ha llevado a cabo Iberdrola, lo que se busca es fomentar la participación del accionariado. 

IBERDROLA QUIERE UN ACCIONARIADO ACTIVO

Del mismo modo y para dar más espacio de involucración a los accionistas de Iberdrola, la empresa ha vuelto a abrir sus puntos de atención al accionariado tras dos años cerrados por la pandemia. Estos están ubicados en Madrid, Barcelona, Bilbao, Santander, Valladolid, San Sebastián, Zaragoza y Valencia. En todos estos puntos se ha podido participar de forma activa, no sólo hoy, día de la celebración de la junta, sino desde el pasado 8 de junio. 

El Fondo Soberano de Inversión de Qatar cuenta con el 8’69% del capital de Iberdrola

Todas esas decisiones están encaminadas a fomentar la participación accionarial de la que es uno de los buques insignia del entorno empresarial español. De hecho, Iberdrola es una de las empresas que tiene mayor número de accionistas siendo Qatar Investment Authority el máximo accionista de la energética. El Fondo Soberano de Inversión de Qatar cuenta con el 8’69% del capital de la empresa con sede en Bilbao. Está por delante de otros grandes fondos como BlackRock o Norges Bank. 

EL FONDO QATARÍ TIENE PREMIO 

Ser el máximo accionista de cualquier empresa suele tener una retribución relevante, no solo a la hora de tomar decisiones, sino también en la compensación económica. El dividendo es uno de los puntos más atractivos de las compañías. Un reclamo para los inversores que estén pensando en invertir, y el dividendo de Iberdrola, sumado a la compensación por asistencia a la junta, es uno de los puntos que más atrae a los accionistas. Realmente Iberdrola está pagando a sus accionistas por asistir a la junta, tanto físicamente como telemáticamente. 

Qatar Investment Authority cuenta con 559.424.225 acciones de la empresa española

Qatar Investment Authority cuenta con 559.424.225 acciones de la empresa española. Teniendo en cuenta que el pago del dividendo complementario era de 0,27 euros, el fondo qatarí se ha hecho con más de 151 millones de euros. Este es el ‘premio’ por ser el máximo accionista de la segunda empresa más valiosa de la Bolsa española. Pese a esto, y teniendo en cuenta que ese pago es ‘obligatorio’ por la condición de ser accionista de la empresa, el Fondo Soberano de Inversión de Qatar podría ingresar más si el accionariado suma más del 70% del quorum. 

Es por ello por lo que Qatar Investment Authority, además de los más de 151 millones de euros, podría hacerse con cerca de 2.800.000 euros. Es decir, el máximo accionista de Iberdrola tendría una compensación de 153.840.662 euros. 

VENTAS ANTES DEL DIVIDENDO 

La otra cara de la moneda, aunque también rentable, la han protagonizado otros accionistas que decidieron reducir posiciones en Iberdrola antes del dividendo. En el momento en el que las empresas están cerca de ofrecer el pago por dividendo, el precio de las acciones se eleva, lo que indica que hay inversores que se están interesando por la empresa en busca del dividendo. 

Credit Agricole ostenta el 1,04% del accionariado de Iberdrola

Sin embargo, hay fondos que aprovechan las alzas en el precio de las acciones para reducir su presencia en el capital y de esta forma sacar tajada con un precio que puede ofrecer plusvalías. JP Morgan es uno de los inversores que ayer mismo se deshacía de más de 4.600.000 acciones de Iberdola. State Street es otro de los accionistas que decidía desprenderse de un paquete de más de 3.700.000 títulos de la energética. UBS o Credit Agricole también son dos de los inversores que ayer decidían desprenderse de acciones de Iberdrola.

Pese a las ventas, todos estos accionistas también tienen derecho a retribución por dividendo, ya que mantienen posiciones en Iberdrola. De hecho, Credit Agricole ostenta el 1,04% del capital de la compañía con sede en Bilbao.

Sea como fuere, el dividiendo es una de las oportunidades que las empresas dan a su accionariado de sacar tajada a su posición accionarial. Del mismo modo, también es un reclamo para aquellos inversores que quieran apostar, en este caso, por Iberdrola. La empresa presidida por Galán se ha convertido en pionera ya que por primera vez hace la junta a través del metaverso y, además, ofrece un dividendo por asistencia. Tanto el fondo qatarí como el resto se han aprovechado de la circunstancia y han obtenido capital por su posición en el accionariado de Iberdrola.

Relacionados