domingo, 25 septiembre 2022

Nasdaq al acecho de los que de verdad saben de bolsa

El pasado miércoles la Reserva Federal de Estados Unidos en cabeza de su presidente, Jerome Powell, sorpresivamente subió los tipos de interés del 1% al 1,75%. Estos 75 puntos básicos representan la mayor subida que el banco ha realizado desde hace cerca de 30 años, así como un mensaje claro sobre las intenciones del banco para reestablecer el nuevo orden mundial o por lo menos una inflación por debajo del 2%.

Esta situación continuará y se espera que la Reserva Federal (FED) realice mínimo tres nuevos incrementos que lleven los tipos de interés al menos al 3% siguiendo los pasos del Banco de Inglaterra (BoE) quien para el pasado jueves incrementó por quinta vez los tipos de interés pasando del 1% al 1,25%. Situación similar del Banco Nacional de Suiza (SNB) quien, aunque aún mantiene sus tipos de interés negativos, los incrementó en 50 puntos básicos pasando de -0,75% a -0,25% situación que no se veía en Suiza desde hace 15 años.

La carrera por controlar la subida de la inflación que para Estados Unidos ya roza el 8,6%, lo que a su vez producirá una economía lenta y largoplacista en términos de crecimiento, no se queda corta frente a los movimientos de los mercados en términos de eficiencia. Desde el jueves de la semana pasada en que se filtró información respecto a la subida de tipos de interés por parte de la Reserva Federal, el mercado de renta variable se contrajo afectando los índices bursátiles de todo el mundo.

El Nasdaq ha perdido más del -10,9%, poco más que el Standard and Poor’s que ha caído cerca del -10,66%, por su parte el DAX alemán se deja el -10,38% y así sucesivamente alrededor del mundo, cifras astronómicas de cara a las masas cuando el promedio diario roza el 1%.

LA EXPERIENCIA ES UN VALOR ANTE EL PÁNICO DEL MERCADO

Por esta razón se habla de una súper crisis, de estancamiento, de dolores y arrepentimiento sobre actos nunca vistos, pero si nos devolvemos un poco a la historia, tan sólo con la llegada de la pandemia el índice Nasdaq perdió el -31,7% para luego generar un impacto de revalorización de más del 150%.

Un poco más atrás nos encontramos con la crisis hipotecaria (Subprime), que lastró el precio del Nasdaq en el -51,9% dándole a su vez una revalorización de más del 1.500% y aún más atrás en los años 2000 al 2003, cuando estalló la burbuja tecnológica (punto com), el Nasdaq perdió cerca del -82,7% para posteriormente alcanzar una revalorización a sus máximos históricos cercana al 2.000%.

Siempre hay una razón para que los mercados realicen sus respectivos ciclos y secuencias, aunque los mercados por esencia tiendan a subir, es necesaria la retracción de estos para una posterior continuación. En este punto llega el pánico del mercado, las noticias son alarmistas y lastimosamente, de acuerdo con ello, los inversionistas toman decisiones dando como resultado, la transferencia de dinero del menos paciente al más paciente.

La situación se puede ver parda o no dependiendo la perspectiva de cada inversor, la mayoría venden sus acciones generalmente cuando el estallido ya se dio, pues la noticia suele darse después del movimiento, los otros inversionistas con mayor experiencia suelen mantenerse líquidos antes de cualquier movimiento abrupto ya que no esperan hasta ganar el último dólar.

Esa posición de liquidez la cual para este caso debe ser transitoria y de corto plazo de manera tal que no induzca por temas de inflación al detrimento en su patrimonio, es la real oportunidad de comenzar nuevas inversiones a largo plazo sobre activos que históricamente presenten beneficios y que tengan resultados sanos.

OPORTUNIDAD DE OPERAR EN CORTO

Otra de las opciones es la inversión en activos que permitan dormir en cash, es decir, que te permitan entrar en corto o en largo sin la necesidad de esperar contraparte para calzar tus posiciones lo que suele suceder con la mayoría de CFDs aprovechando la volatilidad actual del mercado que, apoyado de análisis técnicos y psicológicos adecuados, pueden ser muy rentables en el corto plazo, para el ejemplo real, el Nasdaq.

El Nasdaq es uno de los índices de referencia bursátil mundial con locación en Estados Unidos, que agrupa a las 100 empresas más importantes del sector de la industria tecnológica, Hardware, Software, Biotecnología, telecomunicaciones e incluso comercio mayorista y minorista.

La oportunidad que ofrece las operaciones sobre un índice radica en que no solamente se está invirtiendo en una empresa o en un sector determinado sino en la suma y ponderación de todas las empresas que lo componen lo cual, en términos teóricos, disminuye potenciales riesgos. La verdad es que esto funciona en una economía estable o de crecimiento ya que cuando se habla de crisis o recesión, el índice responde en gran parte al sentimiento del mercado.

En ese orden de ideas vamos a detallar el componente técnico del Nasdaq en marco temporal semanal. Lo primero que hemos realizado es el trazo de una extensión de Fibonacci desde los mínimos creados por la pandemia hasta los máximos históricos registrados en noviembre del año pasado.

Esta extensión nos presenta gráficamente el área donde el mercado busca la regularidad, es decir, donde el precio llegará antes de volver a continuar su camino al alza. Ese retroceso es un respiro necesario que cualquier activo necesita y que presenta históricamente como lo podemos ver con claridad en el índice Standard and Poor’s 500 con la llegada de la crisis hipotecaria de 2008.

ANÁLISIS TÉCNICO

Para el caso explícito del índice Nasdaq, el movimiento suele ser más profundo dada la agresividad característica del propio índice. Si detallamos el mismo movimiento que realizó el Nasdaq con la crisis hipotecaria, encontramos que una vez visita el área de regularidad en el 61,8 de retroceso de Fibonacci, realizó un movimiento adicional de profundidad hasta el soporte más cercano desde donde, después de una formación de truco (V invertida), ejecutó el punto de giro al alza que como lo mencionamos anteriormente, ejerció un movimiento de más de 1500% de revalorización en los siguientes 12 años.

Actualmente el Nasdaq se encuentra cerca de visitar el área de regularidad de mercado en inmediaciones de 10.600 dólares. Allí confluyen el 61,8 de retroceso de Fibonacci con la media móvil exponencial de 250 periodos de largo plazo desde donde podremos comenzar con las debidas confirmaciones para realizar compras en este índice.

nasdaq Inversion.es

Manteniendo la idea que históricamente nos ha enseñado del posible movimiento adicional en busca del siguiente soporte, el cual, encontramos en febrero de 2020 cuando apenas llegaba la pandemia, en inmediaciones de 9.636 dólares, área que confluye con la tercera secuencia bajista y con un índice de fuerza relativa seguramente en niveles de sobreventa.

Por lo tanto, una vez el precio visite dichas áreas en 9.636 dólares o inclusive desde el área de regularidad del mercado arriba de 10.600 y construya el respectivo truco como punto de giro al alza, realizaremos compras en busca de un movimiento obligatorio inicial que corresponde al cierre de ciclo previo en inmediaciones de 13.900 dólares.

Una vez el precio pague ese primer objetivo y lo quiere con solidez, de seguro buscará nuevos máximos históricos que nos harán ver los precios actuales como diminutos movimientos históricos, tal como vemos hoy en día los movimientos de 2008. ¿Acaso Warren Buffett, el mayor inversionista de todos los tiempos ha salido de sus acciones en Apple, la principal empresa por capitalización bursátil del mundo incluida dentro del Nasdaq?

Relacionados