lunes, 28 noviembre 2022

Putin revaloriza al sector militar europeo en casi 19.000 millones de euros

spot_img

La guerra entre Rusia y Ucrania está a las puertas de cumplir un semestre. Desde el 24 de febrero, el país presidido por Putin ha maniobrado en tierras ucranianas con el objetivo de hacerse con los puntos de mayor importancia, como Kiev. Pese a que Ucrania está mostrando resistencia, y que en esta historia hay varios actores secundarios como la Unión Europea, Rusia sigue haciendo y deshaciendo a su antojo en su país vecino. La UE y Estados Unidos han tomado cartas en el asunto y, por lo pronto, el apoyo militar y alimentario sigue llegando al país europeo. También se siguen sucediendo las sanciones económicas al país liderado por Putin, algo que por el momento está sobrellevando bien. 

Lejos de cuestiones geopolíticas, el conflicto bélico entre ambos países puso de manifiesto la importancia de la industria armamentística. En toda crisis se generan oportunidades, y en esta, el sector armamentístico es que se ha llevado el gato al agua. Los gobiernos globales han atisbado la necesidad de contar con un armamento sólido. Algo que ha llevado, por ejemplo, a España a elevar el gasto militar en un 2% del PIB para antes de 2029. Con una perspectiva de seis meses, la industria armamentística se ha convertido en una de las ganadoras del año, y eso que estamos en el ecuador del ejercicio. 

EL SECTOR MILITAR ESTÁ EN AUGE

Varias de las compañías dedicadas al sector defensa, en cualquiera de sus formas, figuran en el mercado de valores. Atendiendo a su cotización, la mayoría de ellas están alineadas en que se han revalorizado. Prácticamente todas las cotizadas del sector militar presentan una estructura alcista desde que comenzase la guerra entre Rusia y Ucrania. Los inversores han visto en ellas una clara oportunidad de obtener rentabilidad. El sector militar es uno de los mercados que ha pasado al primerísimo plano de todas las naciones, instados por la invasión rusa a Ucrania. 

LA INVASIÓN DE RUSIA A UCRANIA PUSO DE MANIFIESTO LA IMPORTANCIA DEL SECTOR MILITAR

Es por ello por lo que, a sabiendas de que las naciones invertirían más en armamento, los inversores han seguido los pasos de los gobiernos, pero en su caso, invirtiendo en el mercado de valores. Así, cinco de las compañías europeas más pujantes del sector militar presentan una directriz alcista que, por el momento, siguen manteniendo. En la misma línea, y atendiendo al que el conflicto no va a cesar por ahora, estas empresas siguen guardando potencial al alza en sus respectivas Bolsas.

THALES Y DASSAULT ABANDERAN AL SECTOR MILITAR EN FRANCIA

En Francia, Thales y Dassault Aviation son dos de los máximos exponentes del sector militar. Ambas empresas vienen sumidas en la tendencia alcista. En su caso, Thales presenta una revalorización superior al 37% desde el 24 de febrero, fecha en la que Putin decide intervenir en Ucrania. El precio actual de las acciones de la compañía es de 120,25 euros. Por ahora, la empresa se ha revalorizado en más de 7.100 millones de euros desde que comenzase la guerra. 

THALES tiene una capitalización bursátil superior a los 25.000 millones de euros

En la misma línea, aunque no con un crecimiento tan abrupto, Dassault también viene indicando la directriz alcista desde el estallido del conflicto en este de Europa. En su caso, la empresa de aviación marca un crecimiento por encima del 15%, con acciones a 140,60 euros. Dassault se ha apreciado en la Bolsa francesa más de 1.500 millones de euros desde que Rusia iniciase la invasión. 

BAE SYSTEMS LLEVA SU LIDERAZGO AL MERCADO DE VALORES

En Inglaterra, la máxima exponente del sector militar es BAE Systems. La que es una de las contratistas militares más grandes del mundo, viene siendo una de las compañías más rentables del mercado de valores británico. La firma con sede en Farnborough también ha notado el impacto en positivo de la guerra en su cotización. Así, la compañía inglesa marca un crecimiento superior al 23% desde que Putin iniciase el conflicto bélico en el este de Europa. La constructora aeronáutica se ha revalorizado hasta los 24.808 millones de libras, lo que supone un aumento en la capitalización bursátil de más de 4.800 millones de libras desde el 24 de febrero. 

LEONARDO VALE 1.780 MILLONES DE EUROS MÁS 

En Italia tampoco se han querido quedar atrás y en su caso, Leonardo es la empresa que ha ensalzado el papel del sector militar en el mercado de valores. La firma aeroespacial es una de las más importantes del mercado. Al igual que el resto de sus homólogos europeos también ha notado el impulso de la guerra en su cotización. 

LEONARDO SE HA REVALORIZADO UN 45% DESDE QUE COMENZASE LA GUERAR EN EL ESTE DE EUROPA

Es por ello por lo que Leonardo muestra una revalorización mayor al 45% tras los seis meses transcurridos desde que Rusia iniciase la guerra. Las acciones de Leonardo tienen un precio actual de 9,86 euros. En la misma línea, la muestra del crecimiento que ha tenido la empresa italiana en el mercado de valores es que se ha revalorizado en 1.783 millones de euros. 

RHEINMETTAL, LA GANADORA DEL SECTOR MILITAR

En Alemania encontramos a la que es una de las empresas más apreciadas del mercado militar. Rheinmettal es una de las compañías que más ha crecido desde que Putin decidiese invadir su país vecino. La firma alemana se apunta una revalorización de más del 82%. La que es el décimo fabricante de armas más importante del continente notó enormemente el impacto de la guerra en su cotización. Así, el valor pasó de los 100 euros los que estaba inmovilizado hasta los más de 181 euros que valen sus acciones actualmente. Rheinmettal se ha apreciado en más de 3.593 millones de euros. La firma alemana es la ganadora entre las empresas europeas del sector militar. 

INDRA, LA NOTA DISONANTE DEL MERCADO 

La disonancia llega desde España, en la que Indra lejos de revalorizarse, se ha visto deteriorada desde que diese comienzo la guerra entre países europeos. La compañía no se ha contagiado en Bolsa del crecimiento del sector. En su caso, viene lastrada por la crisis de gobernanza que, aunque se está estabilizando, sigue siendo un factor de desconfianza y riesgo para los inversores. Los problemas internos de Indra han pesado más que la mayor exposición de la que gozan las empresas del sector militar. 

LAS EMPRESAS DEL SECTOR DEFENSA HAN CRECIDO EN MÁS DE 18.700 MILLONES DE EUROS DESDE EL 24 DE FEBRERO

Por el momento, la firma con sede en Alcobendas marca un decrecimiento del 0,9% desde que comenzase el conflicto bélico en el este de Europa. Pese a que en el ámbito comercial sí ha crecido y tiene varios proyectos en marca, el mercado ha valorado más sus problemas directivos a su buena demarcación en el mercado internacional. De esta forma, Indra se convierte en una de las empresas disonantes del sector, con una depreciación de 41 millones desde que comenzase la guerra en Ucrania. 

Salvo Indra, las principales compañías europeas del sector vienen reflejando fuertes subidas en el mercado de valores. El sector militar sigue ocupando una de las primeras planas en las carteras de los inversores. El momento actual y los presagios de que la guerra va a terminar más tarde que pronto, han llevado a estas empresas a crecer en sus respectivas Bolsas. Además de las firmas europeas, las empresas internacionales del sector como Lockhead Martin siguen siendo una opción rentable en Bolsa. 

El conflicto en el este de Europa ha remarcado el papel de las empresas dedicadas a la defensa. Así, contando con la caída de Indra, las empresas del sector han crecido en más de 18.700 millones de euros. El zarpazo de Putin sigue siendo rentable para la industria armamentística.  

Relacionados