jueves, 06 octubre 2022

Aena conquista Brasil pero no al mercado

Aena ha firmado un acuerdo en Brasil para la adjudicación de 11 aeropuertos que quedarán bajo su gestión. La operación es de importancia internacional, ampliando su diversidad geográfica en un mercado en el que aumenta su control. Sin embargo, el mercado no ha acogido de manera positiva la buena nueva de la compañía española, que ha caído un 2,2% al cierre del mercado, y los analistas se han mostrado conservadores respecto al impacto que pueda tener en su cotización a largo plazo.

La gestora aeroportuaria se ha adjudicado de los aeropuertos brasileños a través de su filial en el país por un precio de 2.450 millones de reales brasileños, es decir, en torno a 468 millones de euros al precio actual. A este capital hay que añadir otro montante de 1.639 millones de reales (312 millones de euros) que Aena tendrá que desembolsar en concepto de compromisos obligatorios. En total, la cuantía a pagar por la compañía asciende a 4.089 millones de reales brasileños (780 millones de euros).

Un importe que para los analistas de Renta 4 parece algo excesivo. «En un principio el precio pagado por la concesión parece elevado, sin embargo faltan detalles operativos sobre los aeropuertos que se ha adjudicado que permitan valorar si la operación es positiva o no», señalan en un reciente informe sobre la operación de la empresa que preside Maurici Lucena.

IMPACTO MODERADO EN LA COTIZACIÓN DE AENA

Con esta nueva adjudicación, la compañía ya cuenta con 17 activos bajo gestión en Brasil, al sumarse a los 6 aeropuertos del Grupo Nordeste de Brasil que gestiona desde el año 2020. Se trata de la mayor operación internacional realizada por Aena, enmarcada en una estrategia de diversificación geográfica por Latinoamérica que los analistas ven como positiva, aunque el núcleo de su negocio se centre en el mercado español.

«Buenas noticias para Aena, al menos desde un punto de vista estratégico. Continúa con su proceso de expansión internacional, que será la principal fuente de crecimiento en los próximos años», indican desde el departamento de análisis de Bankinter. En este sentido, los 11 aeropuertos adjudicados (Congonhas, Campo Grande, Uberlândia, Santarém, Marabá, Montes Claros, Carajás, Altamira, Uberaba, Corumbá y Ponta Porã) sumaron el 12% del tráfico de Brasil en el año 2019.

Concretamente, el aeropuerto de Congonhas fue el de mayor tráfico y el segundo que más pasajeros de Brasil reportó. «La compañía tiene capacidad financiera para llevar a cabo la inversión, con liquidez actual de unos 2.400M€ y apalancamiento moderado (<3x DFN/EBITDA 2023e)», señalan los expertos de Bankinter. En este sentido, los expertos del banco prevén que tenga un «impacto moderado» en su cotización, por los pocos detalles de la operación y por la situación en el mercado español respecto a la regulación de las tarifas en los próximos años.

«Todavía es pronto para determinar su impacto en valoración, a falta de conocer detalles, y mantenemos recomendación Neutral. No podemos olvidar que esta exposición internacional es todavía residual y que cerca del 95% de sus ingresos los obtiene en España, donde el marco regulatorio impide la subida de tarifas, al menos hasta 2026. Esto deja a Aena en una situación de cierta vulnerabilidad en un entorno de fuerte inflación en costes», concluyen los analistas del banco.

INVERSIÓN CERCANA A LOS 1.000 MILLONES DE EUROS

Una situación que no servirá para mejorar el comportamiento bursátil de la compañía, que pierde cerca del 10% de su valor de mercado en lo que va de 2022. Además, la operación de la gestora aeroportuaria también incluye la obligación de pagar una contraprestación variable con un plazo de carencia de 4 años.

Se trata de un acuerdo consistente en el pago del porcentaje sobre ingresos brutos que va aumentando desde un 3,23% hasta un 16,15% anual. En este sentido, la firma del contrato de concesión está prevista para febrero de 2023. Asimismo, Aena prevé una inversión cercana a los 5.000 millones de reales brasileños (unos 954,3 millones de euros) en los nuevos activos que gestionará en el país carioca.

De este monto, el 73% está previsto que se realice en la primera fase de la concesión, es decir, que tendrá de límite hasta el año 2028. Por su parte, Maurici Lucena, presidente y consejero delegado de la firma, ha destacado con optimismo el acuerdo cerrado en el territorio donde llevan operando desde 2022. «El potencial de Brasil es indiscutible. Su tráfico doméstico, por ejemplo, está recuperado al 100%», ha señalado.

«A pesar de los duros momentos que hemos atravesado por el coronavirus y siempre con la prioridad de generar valor para accionistas públicos y privados y para los trabajadores, estamos convencidos de que la internacionalización de Aena es garantía de futuro», ha añadido.

Relacionados