jueves, 06 octubre 2022

El modo ‘bunkering’ de Europa no la salvará de que el gas suba un 58%

spot_img

La tensión en torno al precio del gas sigue in crescendo. Rusia sigue apretando a Occidente a medida que los estados miembros de la Unión Europea están haciendo cábalas para diversificar el suministro energético. Los países europeos no se salen de su hoja de ruta. El objetivo es minimizar la dependencia energética de Rusia lo máximo posible. Así, la Unión Europea se ha apresurado por llenar las reservas de gas natural ante el temor de pasar un invierno frío con unos precios disparados.

Dentro de que el organismo europeo ha cumplido su objetivo de almacenamiento de gas en un 80% dos meses antes de los previsto, Rusia sigue tensando un problema que sigue mermando a varios países de Occidente. Pese a que las reservas de ‘combustible azul’ dan un respiro a la Unión Europea, la realidad es que no deben perder de vista los próximos movimientos de Rusia. El Kremlin ha encontrado en la venta de gas un arma y un escudo a partes iguales. El país liderado por Putin lleva eludiendo las sanciones interpuestas por la UE y EE. UU. con la venta de gas. Pese a que una de las premisas de Europa era cortar el riego monetario de Rusia, hay varios estados de la eurozona que siguen dependiendo enormemente del país ruso. 

LA TRANQUILIDAD LLEGA A LOS MERCADOS EUROPEOS 

El anuncio de la Unión Europea sobre el llenado de las reservas de gas ha traído un aire de tranquilidad que no se veía desde comienzos de la guerra entre Rusia y Ucrania. Y es que todas las previsiones indicaban que Europa pasaría un invierno delicado, con unos precios energéticos desorbitados. 

El precio actual del gas a futuro en el mercado holandés es de 243,004 dólares

El alivio de la Unión Europea se ha trasladado a los precios a futuro del gas en el mercado holandés, el de referencia. El precio del ‘combustible azul’ ha dado un respiro. Dentro de que sigue ubicado en niveles históricos, el valor de la materia prima ha experimentado su caída más abrupta de los últimos 12 meses. Y es que el pasado 26 de agosto, el precio del gas natural en el TTF oscilaba entre los 340 y los 346 dólares, siendo este último su máximo histórico. El anuncio de la UE ha provocado un descenso cercano al 30% en menos de una semana. Así, el valor del hidrocarburo ha dado un respiro. El precio actual del gas a futuro en el mercado holandés es de 243,004 dólares. 

RUSIA SIGUE PRESIONANDO A EUROPA 

Pese a la aparente relajación de la UE, Rusia no ha cesado en su empeño de torpedear a Europa. Desde el pasado 26 de agosto, momento en el que el precio del gas escalaba hasta su máximo histórico en el TTF, los acontecimientos se han sucedido en una misma dirección. Por lo pronto, el Nord Stream, el gasoducto de mayor importancia en Europa, cerró por labores de mantenimiento, tal y como argumentó el Kremlin. La medida ha vuelto a condicionar a varios países, entre ellos Alemania. Bloomberg publicó los comentarios de un funcionario europeo en el que hablaba sobre la posibilidad de que Rusia no reabriese el gasoducto en la fecha prevista. De no retomar el suministro, esto podría presionar al alza el precio del gas en los mercados europeos.

Rusia cortó el suministro de gas a Francia por «impagos en julio» el pasado 1 de septiembre

Además de ello, Rusia cortó el suministro de gas a Francia por «impagos en julio» el pasado 1 de septiembre. Cabe destacar que el estado ruso impone que el suministro energético se abone en rublos, algo que no solo condiciona a los países que quieren adquirir gas ruso, sino que además alimenta la economía del país liderado por Putin. Pese a que la primera ministra francesa dejó claro que tenían otras fuentes para aprovisionarse, los expertos creen que los cortes de suministros pueden sucederse, algo que podría repercutir al país galo a medio-largo plazo. 

RUSIA ASEGURA QUE EL PRECIO DEL GAS SUBIRÁ EN INVIERNO 

Para más inri, el presidente de Gazprom, Alexey Miller, declaró que los precios del gas podrían seguir subiendo en invierno. Según las estimaciones de la petrolera rusa, el precio del ‘combustible azul’ podría situarse en los 4.000 dólares por 1.000 metros cúbicos. De cumplirse los presagios de la firma rusa, los precios de los futuros del gas podrían crecer hasta los 385 dólares, sellando así un nuevo máximo histórico. Dicho de otro modo, el valor de la materia prima en el mercado holandés se revalorizaría en un 58% de cumplirse las estimaciones de Gazprom. 

Los futuros de gas han experimentado la caída más abrupta de los últimos 12 meses

La aparente tranquilidad que muestra la Unión Europea después de llenar las reservas de gas en un 80% antes de lo previsto podría tener fecha de caducidad. La mayor petrolera del mundo ha dejado claro que el precio del gas va a seguir creciendo en los próximos meses. En este punto se abre la disyuntiva de si las reservas europeas son suficientes para satisfacer la elevada demanda de gas que habrá el próximo invierno.

¿SON SUFICIENTES LAS RESERVAS DE LA UNIÓN EUROPEA?

De no ser así, los estados europeos podrían sucumbir a la presión rusa. En este apartado, también juega un papel crucial la forma en la que los países se estén preparando de cara a invierno. Es decir, si los estados dependientes de Rusia han diversificado el suministro energético, recurrirían en menor medida al país liderado por Putin. 

Sea como fuere, los futuros de gas han experimentado la caída más abrupta de los últimos 12 meses, algo insólito teniendo en cuenta que Rusia sigue aumentando la presión sobre el precio del ‘combustible azul’. Veremos si se trata de un descenso temporal o, por el contrario, el valor del hidrocarburo comienza a estabilizarse en el TTF. Hoy por hoy, Europa respira. Los expertos señalan que el Viejo Continente está en modo bukeringalgo que ha tenido un efecto a la baja en los precios a futuro de la materia prima. 

Relacionados