lunes, 26 septiembre 2022

Las excepciones de un descalabro de 3.600 millones: el sector farmacéutico se hunde

El sector farmacéutico está atravesando un periplo marcado por las continuas caídas de sus empresas. Pese a que la condición de las farmas es favorable en momento de dificultades económicos debido a su ‘naturaleza’ defensiva, el sector no se ha salvado de las caídas en los mercados de valores. La actualidad bursátil viene cargada de una alta dosis de volatilidad y de incertidumbre. El entorno macroeconómico es complejo, y como tal, este ha sacudido de lleno a la cotización de varias empresas. 

El farmacéutico es uno de los sectores más damnificados. El momento actual no invita al optimismo, algo que ha condicionado la inversión, no solo en las compañías farmacológicas, sino en gran parte de las firmas que componen el mercado de valores nacional. Pese a ello, la caída del sector farma no responde a su condición de sector no cíclico, también denominado defensivo. Es decir, las farmacéuticas, de una forma u otra, son indispensables para las personas, algo que se traduce en que siempre van a tener demanda. Así, el mercado presupone que este tipo de compañías son estables en Bolsa. 

LAS FARMACÉUTICAS, CONTAGIADAS DEL IBEX 35

Lejos de creencias, el sector farmacéutico se ha contagiado del momento de incertidumbre que vive el mercado nacional. Prueba de ello son los vaivenes que viene registrando el Ibex 35, donde cotizan tres farmacéuticas. El principal índice bursátil, pese a ser uno de los que mejor ha resistido las envestidas de los problemas macroeconómicos, se deja más de un 10% en lo que va de año. Además de ello, el Ibex 35 ha registrado variaciones que lo ha llegado a ubicar tanto en los 7.600 puntos, como ocurriese a comienzos de marzo, como en los 8.500 puntos hace apenas tres semanas

El sector se deja más de 3.644 millones de euros en los más de ocho meses transcurridos

La gran mayoría de las empresas del sector farmacéutico, como el mercado de valores, se han sumido en la tendencia bajista desde que comenzase el año. Así, atendiendo a la dinámica que presentan las compañías farmacológicas cotizadas, el sector se deja más de 3.644 millones de euros en los más de ocho meses transcurridos. Una caída que demuestra que la incertidumbre, la volatilidad, y el miedo inversor ha hecho mella en las que son unas de las compañías más estables del mercado. Si algo caracteriza a las firmas defensivas es que presentan pocas variaciones en su cotización.

GRIFOLS Y ROVI, LAS MÁS BAJISTAS

Grifols es una de las compañías más lastradas del sector. La empresa catalana se deja más de un 31% en lo que va de año, algo que ha llevado a la farma liderada por Víctor Grifols Roura ha depreciarse más de 2.270 millones de euros en lo que va de año. En la misma línea, y lejos de ser la firma más depreciada del sector, Grifols es uno de los valores más lastrados del Ibex 35 junto a otras compañías como IAG, Fluidra, o Rovi. 

Y es que Laboratorios Rovi, al igual que Grifols, se deja más de un 31% en el conjunto anual. Pese haber sido uno de los valores revelación hace apenas 9 meses, la compañía con sede en Madrid no sale de la tendencia bajista, siendo uno de los cinco valores más bajistas del principal índice bursátil nacional. Así, la empresa dirigida por Juan López-Belmonte Encina se ha depreciado cerca de 1.200 millones de euros desde que comenzase el presente año.

ROVI SE DEJA EN BOLSA MÁS DE 1.200 MILLONES DE EUROS EN LO QUE VA DE AÑO

Otras de las farmas que no se han librado de las caídas son Almirall, Laboratorios Reig Jofre o Oryzon Genomics. Pese a que todas ellas tienen el grueso de su negocio en distintas áreas comerciales, las caídas responden al momento de incertidumbre del mercado. La inflación, las subidas de tipos, o la volatilidad generada por el conflicto armado de ucrania, sumado a los movimientos de Rusia, son algunos de los factores que han agitado el mercado de valores nacional. 

LAS EXPCEPCIONES DEL SECTOR FARMACÉUTICO 

La otra cara de la moneda la encontramos en PharmaMar y en Faes Farma. Pese a que la primera de ellas ha tenido varios sobresaltos, por el momento, mantiene la tendencia alcista en lo que va de año. PharmaMar marca una revalorización ligeramente superior al 2% desde comienzos de año. Pese a que sus últimos resultados no convencieron a los inversores, parece que la firma liderada por José Fernández Sousa mantiene la estela alcista gracias a sus incursiones comerciales en otros países, sumado a la presentación de nuevos fármacos

PharmaMar cuenta con un potencial retorno superior al 43% para lo que resta del año.

El consenso recogido por Bloomberg muestra que hasta cuatro casas de análisis recomiendan comprar acciones de la farmacéutica con sede en Madrid. Aún esto, la compañía también cuenta con dos recomendaciones de venta y dos neutrales. Según Bloomberg, PharmaMar cuenta con un potencial retorno superior al 43% para lo que resta del año.

FAES FARMA, LA MÁS ALCISTA

Por su parte, Faes Farma es la compañía del sector que mejor dinámica bursátil presenta. Por el momento, la firma presidida por Mariano Ucar muestra un crecimiento del 15% en lo que va de año. En la misma línea, la empresa farmacológica ha logrado revalorizarse en 186 millones de euros en lo que va de año, logrando tener una capitalización bursátil de más de 1.236 millones de euros. Bloomberg determina que la empresa cuenta con un potencial retorno mayor al 9% hasta finales del presente ejercicio.

PharmaMar y Faes Farma son las excepciones de un sector que, hasta ahora, se ha depreciado más de 3.644 millones de euros. El resto de las compañías no han logrado evitar las caídas propiciadas por la crisis de las materias primas y los altos costes energéticos. La inflación, sumado a las subidas de tipos, son dos de los factores que han dinamitado la cotización de gran parte de las compañías de un sector, que pese a ser defensivo, sigue cayendo. Parece difícil ver una corrección de estas empresas de aquí a finales de año. Aún ello, en un momento como el actual, no existen los imposibles. 

Relacionados