martes, 29 noviembre 2022

Estudio Ilógico presenta sus clases de dibujo y pintura como extraescolar para niños

El cierre del verano conlleva el fin de las vacaciones, lo que implica el retorno a las actividades escolares. Esto representa, para muchos estudiantes, un regreso a la cotidianidad de las clases, pero también es una oportunidad para adentrarse en nuevos aprendizajes, como la pintura y el dibujo.

Esa es la propuesta de Estudio Ilógico, cuya enseñanza abarca las diversas habilidades necesarias, para que cada joven estudiante descubra su artista interior. Sus clases de dibujo en Madrid constituyen un espacio óptimo para esta exploración, así como una actividad extracurricular ideal para la vuelta a clases.

Un espacio perfecto para aprender a dibujar

Dibujar es una actividad que conlleva diversos beneficios, especialmente para los niños. Por ejemplo, les permite potenciar sus capacidades motrices y desarrollar la paciencia, dedicación y constancia. Esto convierte a los cursos de dibujo en una buena opción para el regreso a clases. Se adapta tanto a niños y jóvenes que buscan convertirse en artistas profesionales, como a aquellos que quieren perfeccionar sus habilidades y disfrutar del placer de dibujar.

Estudio Ilógico representa una alternativa en Madrid para ofrecer esa formación, en especial entre niños y jóvenes. Sus diferentes sedes cuentan con un ambiente agradable y juvenil, donde los estudiantes reciben una enseñanza en diversas técnicas pictóricas. Entre estas, destaca el dibujo al óleo, acuarela o acrílico, entre otras. Su método de enseñanza asegura un aprendizaje efectivo de estas habilidades y ofrece una actividad divertida para los niños que les permite liberar su imaginación y explorar su creatividad. Además, cada uno recibe un acompañamiento y enseñanza según su nivel, ya sean principiantes, intermedios o avanzados.

El encuentro entre la exploración creativa y las técnicas pictóricas

La enseñanza de Estudio Ilógico está enfocada en la formación de artistas profesionales, con ayuda de docentes cualificados y con una gran trayectoria. También ofrecen asistencia para elaborar portafolios y dar a conocer sus trabajos en la escena. Sin embargo, este proceso resulta entretenido y reconfortante. Los estudiantes aprenden los métodos pictóricos de un artista profesional, a la vez que exploran su creatividad. Esto les ayuda a descubrir su propio talento y a expresar sus motivaciones a través del estilo de dibujo.

Esta academia de arte ayuda a los estudiantes a pulir esas habilidades, dentro de su propio ritmo y según sus preferencias, sobre la base de los conceptos que aporta la Real Academia de Bellas Artes. De este modo, lo que nace como un complemento extracurricular con varios beneficios, puede convertirse en un camino de autodescubrimiento, que lleva a muchos de sus estudiantes a desarrollar su talento artístico e incluso, a convertirse en grandes profesionales del sector.

631e56a08db0a Inversion.es

Relacionados