jueves, 01 diciembre 2022

Los patrocinadores, en el desfiladero gracias a Qatar y al ‘Mundial de la vergüenza’

spot_img

El Mundial de fútbol celebrado en Qatar está a escasa horas de comenzar. Después de cuatro años, el evento más importante del deporte rey vuelve envuelto de polémicas. Desde que se anunciase que el país arábico sería la sede del evento deportivo, las dudas y las críticas no han cesado. Qatar viene siendo un país mirado por todo el mundo, especialmente por sus políticas restrictivas contra las mujeres, los homosexuales e incluso extranjeros. Con la celebración del Mundial de fútbol, muchos se preguntaban cómo sería el transcurso de la competición, sobre todo siendo un evento masivo que concentra la atención de todo el mundo.

Con la publicación de informaciones que apuntan a que con el Mundial de Qatar han muerto hasta 6.500 trabajadores, las voces más críticas alzaron el volumen para solicitar, como poco, explicaciones. Varios medios han hecho hincapié en los abusos de derechos humanos que manchan el que es el evento más esperado del mundo del fútbol

UN MUNDIAL DISTINTO 

No cabe duda de que el de Qatar es un Mundial atípico. No solo por la cantidad de problemas sociales que está generando, sino por eso de que se dispute en invierno, o por el hecho de que, aparentemente, la organización qatarí haya puesto a figurantes para hacer de aficionados de los distintos equipos. Estos y muchos otros detalles son los que han hecho que varios aficionados denominen al Mundial de Qatar el ‘Mundial de la vergüenza’. 

la FIFA prevé facturar 4.666 millones de dólares gracias al Mundial de fútbol

Pese a todo ello, parece seguro que el evento será multitudinario y generará enormes ingresos, especialmente para Qatar. Según 2Playbook, la FIFA prevé facturar 4.666 millones de dólares gracias al Mundial de fútbol. Según diversas informaciones, en marzo, la cuantía que habían aportado los patrocinadores era superior a los 1.300 millones de euros. En este punto, surge la pregunta de si la mala connotación que tiene este mundial podría llegar a perjudicar a las marcas. No cabe duda de que para las empresas es esencial tener visibilidad en un escenario como este. Según Nielsen, los aficionados de fútbol creen que una marca es más activa si patrocina este tipo de torneos.

LOS PATROCINADORES, EN HORAS BAJAS 

Pese a ello, varias de las grandes marcas que patrocinan el Mundial de Qatar, están en horas bajas, no tanto a nivel comercial, sino en Bolsa. La cotización de las empresas, en muchas ocasiones, son metrónomos de cómo es la situación económica actual y, por supuesto, del estado de salud de una determinada compañía. En Qatar figuran nombre como Hyundai, Wanda Group, McDonald’s, Adidas, Budweiser o Visa, entre otras. La mayoría de ellas cotizan en sus respectivos mercados de valores.

Más del 62% de las marcas que apoyan comercialmente al Mundial de fútbol comenzarán el evento con el farolillo en rojo encendido en Bolsa

Por el momento, más del 62% de las marcas que apoyan comercialmente al Mundial de fútbol comenzarán el evento con el farolillo en rojo encendido en Bolsa. Es cierto que gran parte del descenso que estas compañías muestran en el parqué viene dado por la situación actual del mercado de valores.

CRYPTO.COM, LA QUE MÁS CAE DEL MUNDIAL DE QATAR

Además de los clásicos patrocinadores que acuden a estos eventos al tener contratos con la FIFA, Qatar ha incluido a otros como Cryto.com, Vivo o Hisense, entre otros. En línea con los descensos bursátiles que muchas de estas firmas vienen protagonizando, Crypto.com es el valor más bajista de todas las empresas cotizadas que aparecen en el mundial. En su caso, el reciente descalabro del sector de las criptomonedas ha hecho que la firma con sede en Singapur ceda más de un 90% en el mercado OTC estadounidense.

LOS CLÁSICOS DEL EVENTO, A LA BAJA

La siguiente empresa que le sigue es Adidas. La multinacional alemana es un clásico de los eventos deportivos organizados por la FIFA. Es la encargada de diseñar el balón del Mundial y, además, viste a varias selecciones como Argentina, Alemania o España. Sea como fuere, el actual ejercicio está siendo difícil para Adidas. Hace un par de meses anunciaron un profit warning generado por el delicado momento que atraviesan las empresas textiles. Así, la compañía de textil deportivo se deja más de un 50% en la Bolsa germana

Mundial de Qatar - Mundial de fútbol - Patrocinadores

Hyundai, al igual que Adidas, es otra de las empresas clave para la FIFA. El fabricante de automóviles asiático tampoco atraviesa un buen momento en el mercado de valores coreano. Hoy por hoy, los títulos de la empresa caen más de un 20% en lo que va de año. Este tipo de empresas están muy sujetas a las variaciones macroeconómicas, sobre todo al alza de los precios de las materias primas y a los problemas en la cadena de producción y distribución. 

Como estos valores, Wanda, Visa o Coca-Cola, son otras de las firmas que vienen apuntando hacia abajo en el mercado de valores en los últimos días. Tan solo Hisense, McDonals’s y Coca-Cola (a nivel anual) salvan los descensos en sus respectivos mercados bursátiles. 

¿SERÁ EL MUNDIAL DE QATAR UN TRAMPOLÍN BURSÁTIL?

El Mundial, en otras circunstancias, podría ser un trampolín para estas empresas. Tener visibilidad en este tipo de eventos es un agitador de los títulos. Pese a ello, ni las condiciones del evento qatarí, ni todo lo que está saliendo a su alrededor, puede verse como catalizador de la acción. Es cierto que la importancia mediática será creciente para estas empresas. Estar en la televisión de millones de espectadores da una repercusión única. Aún esto, el evento está manchado por la polémica, el abuso de los derechos humanos, y la falta de moralidad

La que es la competición futbolística más importante del mundo, como poco, no será ese trampolín alcista que en otras circunstancias podría ser. Sí que servirá para captar visibilidad y, por supuesto, aumentar ingresos. Pese a esto, el calado bursátil no será el esperado. A apenas horas para el inicio del torneo, siguen saliendo informaciones que ponen en entredicho el papel de Qatar como organizador del ‘Mundial de la vergüenza’. Está por ver si el evento resulta ser positivo o negativo para los patrocinadores. 

Relacionados